Moreno Carretero expone en Huelva su proyecto ganador de la beca Vázquez Díaz

Miguel Ángel Moreno Carretero junto a una de las obras de la exposición

La Sala de la Provincia, espacio expositivo de la Diputación de Huelva, acoge hasta el 22 de junio la exposición El escalador de panoramas, del artista de El Carpio Miguel Ángel Moreno Carretero. Un proyecto que recibió en el año 2017 una Beca Daniel Vázquez Díaz, dotada con 10.000 euros, destinada a la producción de arte y convocada anualmente por la Diputación de Huelva con el objetivo de estimular la creación artística en Andalucía.

El proyecto de Moreno Carretero documenta parques o recintos que albergan ciudades o paisajes en miniatura, para lo que el artista ha recorrido una docena de parques de la geografía nacional e internacional. Ciudades como Albolote, Olmedo, Sevilla, Coimbra o Bruselas se retratan aquí desde una perspectiva irónica pero no deudora de crítica. El autor da especial “importancia” a dos parques de este proyecto: el Mini Europa y el dedicado a Cataluña en miniatura “por la estética y el significado sobre qué es Europa y qué es Cataluña”.

La exposición consta de 44 fotografías de pequeño y mediano formato realizadas entre 2017 y 2018 -aunque la idea del proyecto es de 2015-, cinco esculturas pequeñas y una escultura grande que reproduce una mesa de billar. “Esta pieza está hecha con merchandising que crea el propio parque. Es el Parque de Mini Europa que juega con las trazas de la carambola”.

El artista se muestra “contentísimo” con este proyecto y la exposición onubense. “La beca ha sido un impulso para materializar el fotolibro publicado por la editorial Scarpia y hacer esta exposición”, confiesa a propósito de un proyecto que habla de la territorialidad, del adoctrinamiento cultural y de la iconografía de los países y las ciudades, además del sentido del patrimonio.

El libro que acompaña a la exposición analiza cuestiones de escala, los principios del paisaje o panoramas como la atracción ferial a principios del siglo XX, el turismo y el patrimonio como souvenirs. “Con esta exposición podemos construir un relato desde la imagen y la escultura como si de una suerte de carambola se tratara”, apunta Moreno.

Miguel Ángel Moreno Carretero (El Carpio, Córdoba, 1980) lleva a cabo un trabajo multidisciplinar que combina los géneros tradicionales y la instalación, con especial interés en las intervenciones —sobre todo paisajísticas— en espacios públicos atendiendo al arte relacional. Actualmente vive en Granada, donde dirige el Espacio Lavadero (coworking /laboratorio cultural).

Licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Sevilla, ha sido galardonado con premios como el Pepe Espaliú, el Desencaja, la Beca de Artes Nobles o el Premio de Arte Joven de la Junta de Andalucía. Fue residente de la Fundación Antonio Gala y obtuvo la Beca de la Fundación Rodríguez-Acosta y, en dos ocasiones, la de la Fundación Provincial de Artes Plásticas Rafael Botí o la beca Daniel Vázquez Díaz que otorga anualmente la Diputación de Huelva.

Su obra ha sido expuesta en ferias y centros de arte como Zona MACO (México DF), Art-Liège.BE (Lieja), Matadero Madrid, Just Madrid, Art Madrid, Centro Andaluz de Arte Contemporáneo – CAAC (Sevilla), CAC (Málaga), Casa Góngora (Córdoba), Capela de Santa María (Lugo), Torres Hejduk (Santiago de Compostela) o ECCO (Cádiz), y galerías como Birimbao (Sevilla), Trinta (Santiago de Compostela) o La Fábrica (Madrid) han presentado exposiciones individuales suyas en los tres últimos años.

Paralelamente a su trayectoria como artista ha desarrollado una extensa labor como gestor cultural. En este sentido destaca su labor como creador y director de Scarpia: Jornadas de Intervención Artística en el Espacio Natural y Urbano, que se desarrollaban en El Carpio (Córdoba) hasta el 2016. También ha sido comisario o director de proyectos y profesor en varios cursos sobre arte y naturaleza impartidos en el CDAN (Huesca), el CAAC (Sevilla) y las universidades de Córdoba, Castellón, Sevilla, León y Granada, entre otras.

Etiquetas
stats