Marisa Vadillo reflexiona sobre la iconografía femenina

Marisa Vadillo, en una imagen de archivo. MADERO CUBERO
Su obra 'Retablo de las ausencias' que se expone en el Bellas Artes dentro de Miradas de mujer, revisa las representaciones de la Inmaculada Concepción

Marisa Vadillo (Córdoba, 1976), artista, doctora en Bellas Artes y

Profesora del Departamento de Dibujo de la Universidad de Sevilla, presenta este viernes una intervención artística en el Museo de Bellas Artes de Córdoba dentro del festival Miradas de Mujer. Su obra, Retablo de las ausencias supone una revisión

del concepto básico de las representaciones iconográficas de la Inmaculada Concepción en Occidente, como figuras femeninas hiperidealizadas y ajenas al pecado.

Partiendo de este sentido, la propuesta traslada al espectador a la imaginería civil contemporánea, que en base al mito de la feminidad según hoy es concebido, exige a la mujer no solo la belleza, sino particularmente la perfección (en el trabajo, la familia, las relaciones, etcétera). Esto las lleva a estar “ausentes”, a tener que “desaparecer” y diluir su identidad en cumplimiento de los múltiples roles que se les demandan.

Para ello la artista ha diseñado un conjunto de cinco piezas de pintura basadas en este concepto, que acompañarán a la Inmaculada Concepción de Antonio Palomino de Castro y Velasco (Bujalance, Córdoba, 1655-Madrid,1726) que se exhibe en la Sala V del Museo de Bellas Artes de Córdoba, conformando con ella un retablo que pretende cerrar y abrir diferentes lecturas en torno a este planteamiento.

Etiquetas
stats