Dimiten cinco miembros de la comisión técnica de la Fundación Botí tras el cese del gerente

La presidenta de la Fundación Provincial de Artes Plásticas Rafael Botí y diputada de Cultura, Marisa Ruz, en la Fundación Botí | ÁLVARO CARMONA

Cascada de dimisiones en la Fundación Botí. En la mañana de este miércoles, cinco miembros de la comisión técnica de la Fundación de Artes Plásticas Rafael Botí de la Diputación han presentado su dimisión “al no compartir las formas” del cese de Juan Antonio Bernier como gerente. Los dimitidos son Jesús Alcaide, Fran Cabeza de Vaca, Xosé Garrido, María Jesús Gómez Garcés y Jacinto Lara. Además, se unen a la dimisión anunciada este miércoles también por Pablo Rabasco.

Este lunes, el consejo rector de la Fundación Provincial de Artes Plásticas Rafael Botí, dependiente de la Diputación de Córdoba, acordó resolver el contrato de alta dirección por el que estaba vinculado a la misma desde 2016 su hasta ahora gerente, Juan Antonio Bernier.

Ahora, los cinco dimitidos aseguran “no comprender la pertinencia de dicho cese desde una perspectiva de la programación cultural de la Fundación” y esgrimen cinco motivos concretos por los que han acabado marchándose.

Así, el primero es estar en desacuerdo con el cese “de manera unilateral” de Bernier y el segundo “considerar que la ausencia de la figura de Juan Antonio Bernier socava el peso cultural de dicha Fundación, ya que nuestro Comité Técnico nunca ha tenido capacidad de decisión final en las líneas de programación de la misma, tan solo de sugerencia. De esta manera, la decisión sobre la programación cultural quedará en manos de técnicos y representantes políticos”, lamentan.

También consideran que el Consejo Rector no habría aportado “motivos que justifiquen dicho cese de un cargo al que Juan Antonio Bernier Blanco accedió por concurso público. Nos parece un cambio precipitado y sin una voluntad de futuro clara”, dicen.

Además, lamentan “la ausencia total de comunicación con los miembros de la Comisión Técnica a los que por deferencia, y aunque no fuera preceptivo, se nos debería haber hecho partícipes, dada la gravedad y trascendencia de la decisión tomada. Solo tuvimos conocimiento del cese a través de los medios de comunicación, cuando la decisión ya era irrevocable”.

Por último, consideran que “de la gestión de Juan Antonio Bernier al frente de la gerencia han salido algunos de los proyectos con mayor proyección de la Fundación de Artes Plásticas de la Fundación Rafael Botí”.

Etiquetas
stats