El conductor interceptado este lunes por ir en sentido contrario en la autovía triplicaba la tasa de alcohol

Puesto de Montoro de la Guardia Civil.

Efectivos de la Guardia Civil de Córdoba, tras recibir aviso del 112 de la existencia de un vehículo circulando en sentido contrario por el kilómetro 374 la autovía A-4, iniciaron el protocolo establecido para la localización del mismo. Fruto de ese dispositivo se procedió a la interceptación en el punto kilométrico 366 de un turismo conducido por un vecino de Córdoba, que presentaba síntomas evidentes de hallarse bajo la influencia de bebidas alcohólicas, y que había recorrido 8 kilómetros desde su incorporación a la vía, haciéndolo en sentido hacia Madrid por la calzada destinada al sentido Cádiz. 

Tras proceder a la detención del vehículo y realización al conductor de las pruebas de alcoholemia, que resultaron positivas, se procedió a su investigación por los supuestos delitos de conducción temeraria, por poner en concreto peligro la vida del resto de usuarios de la vía, y conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas, que serán entregadas en el Juzgado de Guardia de Montoro.

La persona investigada manifestó haber iniciado su viaje en la localidad de Bujalance y dirigirse hacia Córdoba. Se enfrenta a una posible condena con penas, entre otros, de prisión de hasta dos años y medio, y de privación del permiso de conducción hasta diez años.

La Guardia Civil recuerda que el consumo de drogas y el alcohol son factores absolutamente determinantes en la posibilidad de sufrir un siniestro vial. Además, la velocidad excesiva agrava las consecuencias lesivas en todos los siniestros viales en los que está presente. Sobre ello, resaltar que según la última memoria correspondiente a 2021 del Instituto Nacional de Toxicología, en el 49% de los fallecidos en carretera se detectó la presencia de alcohol, drogas o psicofármacos.

Etiquetas
stats