Una mujer trabajando.

El paro en la provincia de Córdoba tiene rostro de mujer. Según los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) divulgados este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en la provincia de Córdoba cada vez hay más hombres trabajando, pero muchas menos mujeres que lo hacen.

Los datos objetivos señalan que en la provincia de Córdoba el desempleo ha crecido en 3.800 personas entre las mujeres. Ahora mismo en Córdoba hay 50.100 féminas buscando un empleo, por las 46.700 que había en el segundo trimestre del año. Eso sí, el paro ha bajado entre los hombres. Ahora mismo hay 1.400 desempleados menos que en el trimestre anterior. Se ha pasado de 38.400 desempleados a 37.000, según los datos oficiales del INE.

La causa está en la alta demanda de trabajadores en sectores muy masculinizados, como la construcción, la agricultura y la hostelería. El contrapunto se encuentra en otros sectores feminizados, en los que no paran de destruirse puestos de trabajo: la sanidad, los cuidados sociosanitarios y la limpieza. Esto es lo que está provocando que en la provincia de Córdoba el mercado laboral comience a ser muy desigual.

Los sindicatos han comenzado a levantar la voz. La secretaria de Empleo de CCOO de Córdoba, Ana Belén Acaiña, lamenta que "las mujeres se están quedando fuera de la tímida recuperación que parece mostrar los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondientes al tercer trimestre del año" que indican que 87.000 personas se encuentran en desempleo en la provincia, es decir, 1.900 más que en el segundo trimestre del año. La responsable de Empleo de CCOO insiste en la necesidad de "adoptar medidas que fomenten un cambio de modelo productivo que permita una mayor estabilidad en el empleo y la generación de puestos de trabajo de mayor calidad". En este sentido, Acaiña mostró su preocupación "por la situación laboral de colectivos muy afectados por el desempleo como son las personas con alguna discapacidad, jóvenes, mayores de 50 años y especialmente las mujeres".

Para CCOO "no es de recibo que las mujeres" tengan una tasa de paro 11 puntos por encima de la de los hombres (28,97 frente 17,86%) y una tasa de actividad 14 puntos por debajo de la de los hombres (51,61 frente a 65,22%). Para la representante sindical "estás cifras demuestran que las mujeres han sido expulsadas del mercado de trabajo en las últimas crisis. Son las primeras perjudicadas por las crisis económicas y se las relega a profesiones tradicionalmente feminizadas y precarizadas cuando no a la economía sumergida", crítica y añade que "un mercado laboral que desaprovecha de esta manera el potencial y el valor de un sector tan amplio de la población no puede generar toda la riqueza y el desarrollo que podría llegar a conseguir si tuviera en cuenta a las mujeres".

Para UGT Córdoba los datos que arroja la Encuesta de Población Activa correspondiente al tercer trimestre demuestran "una clara desigualdad entre las mujeres y los hombres en el acceso al mercado laboral". La secretaria de Empleo y Formación de UGT Córdoba, Francisca Haro, lamentó “estas cifras, que dejan en una situación muy precaria a las mujeres de nuestra provincia, que tienen menos trabajo y que cuando lo tienen es mucho más precario, como así nos muestran los datos de brecha salarial de nuestra provincia”. Así, Haro considera “imprescindible y urgente abordar ya la reforma laboral, que ha precarizado el empleo y que permite unos índices de temporalidad y parcialidad que sufre toda la clase trabajadora pero, especialmente, las mujeres, que ocupan gran parte de la contratación temporal”.

Etiquetas
Publicado el
29 de octubre de 2021 - 05:45 h
stats