“La Junta mató al taxi este 27 de septiembre”: el sector recurrirá el decreto que regula los VTC

Taxis de Córdoba.

“Este 27 de septiembre la Junta mató al taxi. Es un día negro”. Esta frase del portavoz de los taxistas de Córdoba y presidente de la Federación de Asociaciones del taxi de Andalucía, Miguel Ruano, dibuja el sentir del sector ante la aprobación este martes por parte del Gobierno de la Junta de Andalucía del decreto que permite operar a los Vehículos de Transporte con Conductor (VTC) a partir del 1 de octubre y que desde el sector tachan de “vendehumo” sobre la convivencia de aquellos con el taxi.

La aprobación del decreto va a tener una respuesta clara por parte del sector del taxi: recurrir en los tribunales la nueva norma y realizar reclamaciones patrimoniales, según ha avanzado Ruano a Cordópolis. “Haremos todo lo que esté en nuestras manos”, explica sobre la batería de medidas que desde ya se disponen a preparar contra la norma andaluza.

“Buscaremos el apoyo económico haciendo un crowdfunding. Estos son procesos muy costosos pero el dinero no será un problema para llevar a cabo la defensa del sector y acudiremos a los mejores despachos de abogados que podamos”, alienta el representante de los taxistas.

Antes, este mismo miércoles, a la misma hora en que la consejera de Fomento, Articulación del Territorio y Vivienda, Marifrán Carazo, exponga en una comparecencia en el Parlamento de Andalucía el decreto que regula los VCT, los taxistas protagonizarán una concentración a las puertas. Llegados de toda Andalucía, realizarán una marcha desde el estadio de La Cartuja hasta la sede parlamentaria para protestar por la nueva normativa sobre la que “no ha dado participación ni a los grupos políticos del Parlamento ni a los agentes sociales”, critican desde el sector del taxi. Y mientras protestan en Sevilla, en el resto de provincias andaluzas realizarán “un paro solidario” en la misma jornada.

Miguel Ruano habla de “un día negro” en la fecha en la que se ha consumado la aprobación del decreto de la Junta que, en opinión del sector, “vende humo, porque los VTC seguirán campando a sus anchas por la calle, esquivando los controles policiales”.

“A partir de ahora, lo que anuncia la Consejería como medidas para controlar los VTC son humo, porque no va a actuar la policía, no va a haber control ni habrá sanciones. El escenario es un campo libre a las ilegalidades de los VTC que hacen de taxi”, resume.

Los ánimos en el sector del taxi están bajos, cuenta Ruano. “Ha sido un mes muy duro desde el día 5 que anunciaron sus intenciones hasta hoy 27 (por el martes). Ha sido 22 días intensos, de viajes, de reuniones, de falta de sueño. Y hoy es un día triste”.

La aprobación del decreto sobre los VTC se ha producido un día después de que se congregaran por primera vez todos los sectores implicados en la negociación, en una reunión que se saldó sin acuerdo y en la que Fomento aseguró que mantendrían las negociaciones “hasta el último minuto”.

A la espera de conocer los detalles del decreto, cabe recordar que el taxi y los VTC chocaban principalmente en lo referido a la ratio de licencias, además de discrepar en el requisito de precontratación para los VTC, que los taxistas exigían que fuese de al menos quince minutos, mientras que los VTC entendían que afectaba a la competencia.

Etiquetas
stats