El Pleno rechaza una moción del PSOE para incluir las parcelaciones en la nueva ley del suelo de Andalucía

Salvador Fuentes charla con el Grupo Municipal Socialista

El Pleno del Ayuntamiento de Córdoba ha rechazado, con el voto en contra del PP, Vox y Cs, una moción presentada por el Grupo Municipal Socialista que instaba a los grupos políticos con representación en el Parlamento Andaluz a incluir respuestas para las parcelaciones irregulares de Córdoba en la Ley de Impulso para la Sostenibilidad del Territorio (LISTA), que está en pleno trámite,

La moción, defendida por la portavoz socialista y exalcaldesa Isabel Ambrosio, buscaba un acuerdo unánime del Ayuntamiento para que la LISTA de respuesta a los 50.000 cordobeses que en estos momentos viven en las 11.000 viviendas irregulares que hay en el término municipal de Córdoba. El fondo ha contado con el apoyo de todos los grupos políticos, si bien ha habido tres, PP, Cs y Vox, que han visto innecesario la aprobación de una moción, ya que no han visto conveniente interferir en el debate que se está dando en el Parlamento Andaluz.

El portavoz del PP, Salvador Fuentes, ha recordado a la bancada socialista que todos los grupos que hay en el Ayuntamiento tienen sus propias alegaciones a la LISTA, de ahí que no le haya visto sentido a aprobar una moción sobre este asunto, y se ha unido a la enmienda a la totalidad, presentada por Ciudadanos, que buscaba incluir en el texto seis puntos que han atribuido a Juan Andrés de Gracia, presidente del Consejo de Movimiento Ciudadano (y que, en realidad fueron parte de un discurso que dio en la Comisión de Fomento del Parlamento Andaluz).

La enmienda, en cualquier caso, tampoco ha salido adelante. Fuentes ha querido centrar el debate en positivo, alegando que todos los grupos tienen propuestas "para intentar, desde la sede parlamentaria, resolver un gran problema de nuestra tierra, siendo conscientes que hay parcelaciones que están en espacios que impiden su legalización". “Habrá cosas que no van a ser posibles, pero todas las aportaciones van a mostrar un gran consenso para ayudar a restaurar esas irregularidades”, ha señalado.

El portavoz de Vox, Rafael Saco, ha mostrado su confianza en el trabajo que se está llevando a cabo en el Parlamento Andaluz, al tiempo que ha añadido que la propuesta socialista incluía "parches que no van a suponer una solución definitiva".

Por parte de IU, Pedro García ha lamentado que haya habido que debatir la cuestión, cuando el Pleno ha dado sobradas muestras de que hay acuerdo sobre cómo "abordar una realidad que no es solo cordobesa pero que sí afecta especialmente a la ciudad", y ha recordado que, en el anterior mandato, "se llegaron a dar luz y agua a parcelaciones después de 15 años". La portavoz de Podemos, Ana Mercedes Muñoz, ha rememorado la época "en la que salía más barato construir y pagar una multa, que construir en terrenos legales", y en la que, contra esta filosofía, las administraciones "estrujaron fiscalmente" a los parcelistas "con la promesa de que se legalizaría esta situación".

La ponente de la moción, Isabel Ambrosio, ha lamentado que la moción no haya salido adelante, al tiempo que ha afeado que PP, Cs y Vox consideren poco idónea una moción de presión sobre una cuestión que afecta a "más de 50.000 cordobeses".

La moción

La moción tumbada proponía, en primer lugar, poner plazo máximo de cinco años a la obligación de urbanizar en el caso de las entidades urbanísticas de conservación. La segunda de las innovaciones insta a adoptar las medidas oportunas para dotar a estas agrupaciones de viviendas de servicios básicos a través de la figura de los planes especiales de adecuación ambiental y territorial. Por último, proponen favorecer la urbanización progresiva, lo que en Córdoba se conoce como “urbanización blanda”.

En otro orden de cosas, reclaman que antes de finalizar este año se constituya y se reúna la Comisión de Seguimiento sobre la aplicación en la ciudad del decreto de medidas urgentes para la adecuación ambiental y territorial de las edificaciones irregulares en Andalucía.

Se trata del Decreto de 2019 con el que, según el alcalde, se iba a dotar de servicios básicos a miles de viviendas. “Sin embargo, hasta hoy su efectividad ha sido cero. La creación de esta comisión es un compromiso que debía haberse cumplido en 2019 según las palabra del propio responsable de la GMU, que lleva casi dos años mareando la perdiz. Ya hemos perdido la cuenta de las veces que lo hemos pedido”, ha recalcado Isabel Ambrosio.

 La segunda de las mociones que el Grupo Municipal Socialista presentará en el Pleno tendrá su aplicación práctica en el Casco Histórico. “Hemos repetido hasta la saciedad que la Concejalía de Casco Histórico es un bluf, que apenas ha tenido recorrido en estos más de dos años de mandato y que esta zona clave para nuestra ciudad sigue adoleciendo de un plan serio y riguroso orquestado desde este ayuntamiento y con participación de los residentes para garantizar su supervivencia y convivencia con los diferentes usos” ha recordado la portavoz.

En la moción, se plantea un plan para incentivar medidas de autoconsumo y eficiencia energética en los edificios de titularidad municipal, así como la presentación de proyectos en el marco de la convocatorias de subvenciones de Next Generation para la instalación de placas fotovoltaicas en aquellos barrios donde sea más acuciante la vulnerabilidad energética.

En el caso del Casco, se reclama la modificación del Plan Especial del Casco Histórico que impide la instalación de sistemas de energías renovables en los edificios del Conjunto Histórico y adaptarla para que los vecinos puedan instalar estas infraestructuras de ahorro energético, siempre de acuerdo con la protección del Patrimonio Histórico.

Etiquetas
Publicado el
21 de octubre de 2021 - 17:29 h
stats