Declara la madre del niño tras denunciar al padre por detención ilegal del menor

La  madre y la abuela del menor | MADERO CUBERO

La madre del menor David Blanco, presuntamente sustraído por su padre, ha declarado este viernes ante la jueza del Juzgado de Guardia para ratificar todo lo dicho en sendas denunciadas presentadas ante la Comisaría de la Policía Nacional y los juzgados. Ante la magistrada, la progenitora -Ana Belén González- ha declarado que los hechos comenzaron el pasado 22 de abril, fecha desde la cual, ha asegurado, no sabe nada de su hijo.

Las últimas noticias del padre se produjeron el 26 de abril, cuando éste envió a la madre un burofax en el que le aseguraba que, por motivos laborales, se trasladaba a vivir a Torremolinos, donde iba a escolarizar al pequeño. Ha sido en sede judicial cuando la madre ha conocido que su hijo, efectivamente, está escolarizado en un colegio del municipio malagueño. Fuentes jurídicas señalan que la progenitora “nunca ha autorizado el cambio” de centro escolar, por lo que se desconoce cómo se ha formulado dicha escolarización.

Hay que recordar que es el padre quien tiene la guarda y custodia del menor dada la situación de precariedad económica que vivía la madre en aquel momento “puntual” de su vida. Después de que la madre rehiciera su vida, el padre acumula “numerosas denuncias” por “incumplimiento del régimen de visitas que se siguen por varios presuntos delitos de desobediencia a la autoridad ya que ha sido apercibido judicialmente por el Juzgado de Familia en dos ocasiones.

González también ha declarado que todos los días se pone en contacto con el padre del menor a través de diferentes vías -mensajes de texto, llamadas y a través de Whatsapp-, pero nunca obtiene respuesta ya que su número lo tiene bloqueado. Por el momento se desconoce el paradero del padre y del niño y el pasado martes, la familia materna pudo constatar “que es mentira” que el progenitor esté trabajando.

Etiquetas
stats