El Ayuntamiento arrancará este año su programa de 50 obras en 50 barrios

.
Los ciudadanos podrán escribir por registro de entrada o web al Consistorio para pedir intervenciones en sus obras y en mayo Infraestructuras decidirá

"El reto es superar el fiasco de los presupuestos participativos". El portavoz del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Córdoba, Miguel Ángel Torrico, ha resumido así esta mañana el objetivo de la Concejalía de Infraestructuras para abordar el programa de 50 obras en 50 barrios, para el que el Consistorio ha dotado una partida de 1,5 millones de euros. Esta iniciativa está encuadrada dentro del plan Córdoba Habitable, que a su vez forma parte del programa Córdoba 10 anunciado por el alcalde, José Antonio Nieto, en el debate sobre el Estado de la Ciudad. Además, ya aparecía en el programa electoral del PP.

El programa de 50 obras en 50 barrios estará dirigido por la Concejalía de Infraestructuras. En febrero, se habilitará una página web y se animará a los ciudadanos de todos los barrios de Córdoba a que presenten las intervenciones que consideran prioritarias. El Ayuntamiento decidirá posteriormente qué obras acometer durante el mes de mayo para ya en junio iniciar la licitación de los contratos. El objetivo, según explicó la concejal de Infraestructuras, Laura Ruiz, es que las obras se puedan desarrollar a finales de año. Ruiz insistió en que el plan no significa que el reparto de obras "sea equitativo" entre los barrios, "pero sí justo". "Hay zonas que necesitan más inversiones que otras", matizó.

En el plan Córdoba Habitable están implicadas otras cuatro concejalías más: Urbanismo, Seguridad, Movilidad y Deportes; dirigidas a su vez por Presidencia. En total, su presupuesto está estimado en algo más de 15 millones de euros. Sus principales objetivos son "hacer una ciudad más habitable, sostenible y accesible", según presentó Torrico.

En Urbanismo, el presidente de la Gerencia Luis Martín habló de un impulso a la ordenanza de la Inspección Técnica de Edificios (ITE), de la puesta en marca de la Oficina del Territorio para el suelo no urbanizable de las parcelaciones y las nuevas propuestas de innovación y planeamiento urbanístico para "dar respuesta al inversor". Además, habló de una partida de cinco millones de euros para inversiones como el plan MA-5 (junto a la glorieta de las Tres Culturas, a la espalda de las estaciones) para reordenar urbanísticamente la zona y "pagar los pufos que dejó IU en expropiaciones".

En Movilidad, la concejal Ana Tamayo habló de dotar de "sentido común" al tráfico de la ciudad, sobre todo en el casco histórico de la ciudad, con la puesta en marcha del Plan de Accesibilidad "que se consensuó entre todos los grupos políticos". Tamayo avanzó la intención de su área de "jerarquizar" las calles de la ciudad, para diferenciarlas entre las vías distribuidoras "para pasar" y las vías secundarias "para estar". En cuanto a la empresa municipal de autobuses Aucorsa anunció la próxima puesta en marcha de la línea C-2, un bus circular que entrará y saldrá al casco histórico con la adquisición de dos vehículos eléctricos, y la renovación de la flota de buses de la línea 1.

En Seguridad, la concejal Carmen Sousa insistió en que este área "es prioritaria" para el equipo de gobierno y anunció la adquisición de cinco nuevos coches patrulla, la renovación de uniformes y material anticuado, un plan para la retirada de coches abandonados de las calles y la adquisición de un solar para que los bomberos de la ciudad puedan realizar allí sus entrenamientos.

En Deportes, el concejal Miguel Reina anunció que en breve se firmará un convenio con la Junta para la sustitución del albero del campo de fútbol de la calle Marbella por césped artificial. También una inversión de 700.000 euros para modernizar Vistalegre y El Fontanar, fomentar el deporte base y apoyar a los clubes consolidados de la ciudad. Aparte, anunció que este año llegará a la ciudad un gran evento deportivo.

Etiquetas
stats