Sobre este blog

Javier Jiménez (Córdoba 1976) es un empresario cordobés con más de 25 años de experiencia en los que ha iniciado proyectos de todo tipo en diferentes sectores. Futurista empedernido y adicto a la búsqueda y desarrollo de oportunidades y alianzas estratégicas tanto en el ámbito nacional como internacional. Un líder creativo y optimista con excelentes habilidades para el desarrollo de productos innovadores y mercados basados en tecnología. Actualmente dirige la empresa Grayhats en la que hace consultoría estratégica y de ciberseguridad.

Un nuevo orden

El mundo en sus manos

0

Hoy nos vamos de distopía. En el siglo XXI todo se ha vuelto global. ¿Os imagináis cómo sería un golpe de estado ahora? 

Buena parte de culpa de esta globalización la ha tenido internet. Ha creado un mercado común global prácticamente sin fronteras tan sólo en un par de décadas. Las economías de escala nunca habían tenido un mejor campo de juego. El mundo del capital escuchó la llamada de la selva y no tardó en unirse a la fiesta. Crece deprisa y deja todos los bonitos y jóvenes cadáveres que puedas en tu camino. Algo como internet que se inventó como una red neutral, distribuida y que empoderaba a casi todas las personas por igual, la han acabado “capitalizando” y centralizando un puñado de empresas hasta las trancas de capital. 

Hoy día las empresas más poderosas del mundo no son petroleras, de automoción o de producción de alimentos. Estas, a base de regulación y cuestiones físicas están más distribuidas. Las empresas más poderosas hoy día manejan capacidad de cómputo e información y nacieron al calor de internet. Las conocidas como GAFAM, Google, Amazon, Facebook, Apple y Microsoft, con permiso de alguna otra, están en la cúspide de la pirámide y controlan absolutamente TODO lo que les queda por debajo.  

¿Os imagináis que formaran un cartel? Imaginad que se vienen arriba y deciden que son estas empresas las que hacen que el mundo avance y no los políticos y la trasnochada y lenta democracia. La soberanía del pueblo es una cosa del siglo XX. Como decía Steve Jobs, “La gente no sabe lo que quiere, nosotros les decimos lo que tienen que querer”. ¿Tendría sentido un golpe de empresas contra estados? Corporatocracia vs Democracia¿Qué podrían hacer los estados? ¿Mandarles al ejército? Lo mismo ni les arranca el tanque. 

No soy Orson Welles ni esto es la Guerra de los Mundos pero imagina el siguiente escenario: 

Una mañana te levantas, ves que el despertador de tu iPhone ha sonado una hora más tarde. Miras que en la pantalla te está pidiendo la contraseña de tu Apple ID, la metes, y te aparece el siguiente mensaje:  

Este usuario y contraseña pertenecen a un contrato antiguo, en breve recibirá el nuevo contrato y podrá seguir usando nuestros servicios, perdone las molestias y que tenga un buen día”.  

Qué raro, te vas a tu ordenador para buscar por Google si Apple esta teniendo algún tipo de problema. La página carga y lees el siguiente mensaje: 

Nuestro buscador no está operativo temporalmente, en breve se anunciarán unos nuevos términos de contrato que tendrá que aceptar“.  

Navegas por internet y descubres que la mayoría de sitios no funcionan, aparece el siguiente mensaje: “La página que estás visitando no está accesible temporalmente, sus propietarios tienen que aceptar los nuevos términos de licencia para el uso de nuestros servidores. Firmado Amazon Web Services”.  

Pones la tele y ves que hay un colapso global, nadie puede acceder a sus teléfonos móviles, ni Apple ni Android, ni a sus ordenadores Windows o Mac. Google, Gmail, Outlook, Hotmail, Office, Youtube, Facebook, Whatsapp, e instagram no funcionan. En todos dice lo mismo “Tendréis que aceptar el nuevo contrato”. ¿Quién diría que no?.  

En los titulares de faldón de la única cadena que está operativa y ofrece noticias lees que Jeff Bezos va a comparecer para leer un comunicado. Empiezas a entender la situación y te invade el pánico. Tu Alexa se activa automáticamente y te dice que te calmes, que todo saldrá bien.

Sobre este blog

Javier Jiménez (Córdoba 1976) es un empresario cordobés con más de 25 años de experiencia en los que ha iniciado proyectos de todo tipo en diferentes sectores. Futurista empedernido y adicto a la búsqueda y desarrollo de oportunidades y alianzas estratégicas tanto en el ámbito nacional como internacional. Un líder creativo y optimista con excelentes habilidades para el desarrollo de productos innovadores y mercados basados en tecnología. Actualmente dirige la empresa Grayhats en la que hace consultoría estratégica y de ciberseguridad.

Etiquetas
Publicado el
5 de noviembre de 2021 - 04:00 h
stats