La reforma de Capitulares, pendiente de otra prórroga

Infografía de la calle Capitulares tras las obras. Finalmente, el templo no llevará el friso.
Las obras, que prevén la semipeatonalización de la zona, se iniciarían en verano y el objetivo es que concluyan seis meses después | El Plan Turístico que financia el proyecto concluye a final de año

El Ayuntamiento de Córdoba está a la espera de que la Junta de Andalucía le conceda una prórroga (la segunda) en el Plan Turístico de Grandes Ciudades para poder iniciar la reforma de la calle Capitulares. Según han confirmado fuentes municipales, el proyecto de obra iba a ir a la Junta de Gobierno Local de este viernes para su aprobación, pero finalmente el punto ha salido del orden del día. ¿El motivo? El plazo. Las obras acabarían a principios de 2017, en otro ejercicio presupuestario y con el convenio firmado del Plan Turístico de Grandes Ciudades ya fuera de plazo.

En principio, las alarmas no han saltado en Capitulares y se cuenta con la prórroga, que esperan que se les conceda en breve. Mientras tanto, el proyecto de obra está ya totalmente acabado. El coste se estima en 800.000 euros y el plazo de ejecución en unos seis meses. Se espera que la empresa que se quede con los trabajos oferte unas mejoras para acabar de rematar el proyecto más ambicioso del Plan Turístico de Grandes Ciudades que el Ayuntamiento firmó con la Junta de Andalucía. Tras la reforma, la calle será semipeatonal. En principio, su configuración será muy similar a la de la actual calle Cruz Conde. La novedad: una gran plaza se extenderá frente al Templo Romano de la calle Claudio Marcelo para recibir a los turistas y hacer más transitable la visita a la zona.

Una vez que sea aprobado por la Junta de Gobierno Local, el proyecto saldrá a concurso público con un presupuesto de unos 800.ooo euros. El Ayuntamiento baraja un plazo para la ejecución de las obras de entre seis y ocho meses. En caso de que sean seis meses y se pueda contratar en verano, el final de los trabajos se iría a los primeros meses de 2017. Se cuenta con un inicio de los trabajos entre el mes de agosto y septiembre. Los técnicos municipales confían, no obstante, en que la obra se desarrolle a un ritmo similar a la ejecutada en la calle Cruz Conde en el año 2011, que pudo acabarse antes incluso de tiempo.

En cuanto al tráfico, el área de Movilidad está trabajando ya en una alternativa al paso de vehículos y, sobre todo, de autobuses por la zona. Aunque la decisión no está tomada, los técnicos se inclinan por volver a cambiar el sentido del tráfico en Alfonso XIII y en Claudio Marcelo. Así, los vehículos entrarían por Alfaros, subirían por Alfonso XIII, llegarían a Las Tendillas y bajarían por Claudio Marcelo para buscar de nuevo Diario de Córdoba y salir por San Fernando.

De manera paralela a estas obras, también se desarrollará una nueva fase para hacer visitable el Templo de Claudio Marcelo, que estará financiada por el Plan Turístico de Grandes Ciudades. Aunque está dibujado en las infografías y en su día se proyectó, el Ayuntamiento no reconstruirá el friso del templo. Las pruebas de carga realizadas en su día dieron como resultado que las columnas alzadas en Capitulares no tenían la suficiente resistencia como para soportar el peso de un friso.

El Ayuntamiento ya está haciendo trabajos en la planta baja de Capitulares para habilitar el acceso al interior de los restos arqueológicos del Templo Romano. El objetivo es la instalación de un centro de interpretación tanto de los restos como de la Córdoba romana. De hecho, el Templo presidía la entrada a la ciudad y coronaba el antiguo circo, que se extendía por el barrio de la Axerquía.

Etiquetas
stats