El PP exige a Susana Díaz la instalación de los ascensores “prometidos” en Córdoba

Molina y Bellido con vecinos afectados por no tener ascensor.

El presidente del PP de Córdoba y parlamentario autonómico, Adolfo Molina, y el portavoz del PP en el Ayuntamiento de la capital, José María Bellido, han anunciado este jueves que seguirán exigiendo al gobierno de Susana Díaz la instalación de los ascensores “prometidos” en la ciudad.

En declaraciones a los periodistas, acompañados de vecinos afectados en el barrio de La Fuensanta, con quienes se han reunido, Molina ha recordado que en las elecciones autonómicas de 2004 “Manuel Chaves prometió un ascensor en todas las comunidades de vecinos de más de tres pisos”.

“Este es otro #IncumplimientoLocalizado y de los más graves”, ha advertido Molina, quien ha lamentado que “muchísimas familias de Córdoba llevan esperando ese ascensor desde hace más de una década”, por lo que “jugaron con las expectativas de muchas personas que viven encarcelados sin poder bajar a la calle, incluso algunos han muerto encerradas en sus casas esperando el ascensor”, ha reprochado.

Al respecto, ha apuntado a lo adelantado por la Federación de Asociaciones de Vecinos Al-Zahara que “más de 300 comunidades de vecinos podrían ver peligrar la instalación del ascensor porque quiten la prioridad para acceder a las subvenciones a las comunidades que en su día no llegaron a firmar aquel convenio con la Junta”.

A su juicio, “esto es muy grave, más aún cuando el PSOE en sede parlamentaria dijo -y está recogido en el BOJA- que los que no tenían convenio firmado tendrían prioridad a la hora de solicitar estas subvenciones; el PSOE mintió en ese momento ya que ahora cambia las reglas del juego y deja fuera a muchos vecinos que adelantaron su dinero para poder instalar un ascensor en sus viviendas”.

Además, el popular ha criticado que “ha recortado la cuantía de los subvenciones que entonces llegaban hasta el 95% de la cuantía del ascensor y ahora el tope es el 40%”.

En este caso, Molina ha pedido que la presidenta de la Junta, Susana Díaz, cumpla con la moción del PP que el Parlamento aprobó en octubre, en la que “se pedía a la Junta que ofreciera una solución en el plazo máximo de tres meses para todos los solicitantes de ayuda para instalación de ascensores en sus edificios, así como un calendario concreto de actuación en las solicitudes que están pendientes y compromiso de fechas para poner en marcha los ascensores prometidos sin distinción de actuaciones conveniadas o no”.

“Exigimos a la Junta que cumpla con los vecinos que llevan demasiado tiempo esperando, que cumpla con el mandato del Parlamento y que cumpla sus propias promesas”, ha remarcado Molina.

“Una necesidad social”

Por su parte, José María Bellido ha avisado que “se está ante un drama humano de personas que están encerradas en vida en su casa”, de forma que ha defendido que “un ascensor no es un lujo, es una necesidad social, y esta situación la sufren miles de personas en Córdoba en el año 2018”.

Así, ha calificado como “muy lamentable el timo del ascensor'”, puesto que “ahora en el PSOE se olvidan de lo que prometieron en su día y dejan a estos cordobeses condenados a no poder salir de sus casas”, ha censurado.

“No creo que haya en Córdoba muchas cosas más importantes que ésta”, ha afirmado el también candidato a la Alcaldía, quien ha aseverado que “un alcalde no tiene muchas más obligaciones que preocuparse por que muchos de sus vecinos al menos puedan salir de sus viviendas”.

En este sentido, ha señalado que “Isabel Ambrosio, en abril de 2015, se comprometió en pedir a la Junta de Andalucía los ascensores prometidos para Ciudad Jardín y Fuensanta”, si bien “desde entonces ni siquiera se han instalado los que ya estaban comprometidos”, ha apostillado.

“Ahora la Junta aprueba una nueva orden, y no vamos a consentir que quiten la prioridad a los que tenían convenio y los que tenían las subvenciones aprobadas a falta de firmar ese convenio”, ha declarado Bellido, quien ha indicado que “son más de 300 comunidades en Córdoba que pueden llegar a afectar a 6.000 familias cordobesas”.

Ante todo ello, desde el PP han subrayado que no van a parar, “tanto en el Ayuntamiento, como en el Parlamento Andaluz hasta que cumplan con estos vecinos”, dado que “es una necesidad social de primer orden en la ciudad”, ha reivindicado.

Etiquetas
stats