El Obispado no tomará medidas contra el cura acusado de abusos

Llaves de una vivienda donde se puede leer Obispado | MADERO CUBERO

"No hay nada que decir, no hay nada nuevo y no hay ningún cambio". Estas han sido las frases de los portavoces del Obispado de Córdoba a preguntas sobre si tomarán algún tipo de medida contra el sacerdote acusado de abusar sexualmente de una niña de diez años. El sacerdote fue trasladado en su día a la iglesia de Espiel, donde sigue ejerciendo.

"Colaboraremos con la Justicia", insistieron las fuentes, que no quisieron entrar en más detalles. El sacerdote se sentará en el banquillo de los acusados el próximo 11 de mayo. La Fiscalía Provincial de Córdoba pide una pena de seis años de cárcel por abusar de una niña de diez en la sacristía de la iglesia de Villanueva del Duque.

El sacerdote, I. M. V., fue detenido por la Guardia Civil. I. M. V. se incorporó como párroco a la iglesia de San Sebastián de Espiel, según informó el pasado 17 de agosto de 2015 la Diócesis de Córdoba. Cuando se conoció la noticia de la detención del párroco, el propio Obispado tomó la decisión de apartarlo de la iglesia de Villanueva del Duque.

El presbítero se despidió el pasado mes de julio de 2015 de sus fieles en Villanueva del Duque con una misa de acción de gracias, oficiada en los últimos días del mes pasado. Poco después, también acudió a dar el relevo al frente de la parroquia a su sustituto, nombrado también por la Diócesis de Córdoba.

Etiquetas
stats