¿Se ha derretido el termómetro del aeropuerto?

Estación meteorológica.
La estación automática de Aemet deja de funcionar en pleno verano cordobés por segunda vez | Un corte de luz provoca un fallo informático que deja 'a ciegas' a los meteorólogos que trabajan con los datos cordobeses

Obviamente, el termómetro del observatorio automático del Aeropuerto de Córdoba (el oficial de una capital de provincia) no se ha derretido, a pesar del intenso calor de los últimos días. Aunque lo parece. Desde el pasado domingo, la estación automática que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) tiene instalada en el aeropuerto cordobés no funciona y los datos hay que cogerlos casi a la antigua usanza, a mano.

Esta anomalía, en mitad del verano, trae de cabeza a muchos meteorólogos profesionales y también a los aficionados al tiempo. Sin datos automatizados es difícil saber si Córdoba sigue marcando las temperaturas máximas en España en estos días. También complica la labor estadística, para poder determinar con exactitud la temperatura media de los últimos días o, por ejemplo, si Córdoba bate el récord de más días en un verano sufriendo una máxima de 40 grados. O el de más días con mínimas superiores a los 20 grados.

Fuentes de Aemet consultadas por este periódico reconocen el fallo. Y no, la estación no se ha derretido. El pasado domingo, el aeropuerto sufrió un fallo eléctrico. Entonces, la estación de Córdoba se apagó y dejó de transmitir. Este miércoles, las fuentes aseguraron que los técnicos trabajaban para levantar la estación “lo antes posible”. Por la tarde comenzó a funcionar el sistema synops (un código numérico de los datos recogidos por la estación), pero no los datos automatizados.

El problema está en una desconfiguración del software que transmite al segundo los datos a los servidores de Aemet. La agencia estatal ha tenido que enviar a un técnico hasta el aeropuerto cordobés para repararlo y no ha sido fácil hallarlo en pleno mes de agosto.

Los fallos en la estación cordobesa no son aislados. Entre el 19 y el 21 de julio volvió a dejar de transmitir datos, en pleno aviso naranja por altas temperaturas en Córdoba capital. Entonces, muchos también sospecharon que la estación se había derretido. No es para menos, en el segundo mes de julio más cálido desde que hay registros en Córdoba.

Etiquetas
stats