Denuncian que la comisaría no reúne condiciones para separar a acusado y víctima de maltrato

Entrada a la Comisaría central de Policía | MADERO CUBERO

El Comité Provincial de Córdoba del sindicato de la Unión Federal de Policía ha denunciado que la comisaría de Campo Madre de Dios no reúne las condiciones necesarias para preservar la intimidad y separar convenientemente a los acusados y víctimas de violencia de género.

En una nota, el sindicato señala que las infraestructuras no reúnen las condiciones óptimas para que los agentes de Policía Nacional destinados en la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) y en el Grupo de Menores (GRUME) realicen sus funciones, “aunque los funcionarios hagan todos los esfuerzos posibles por conservar lo establecido en el Pacto de Estado en materia de Violencia de Género, ya que hay situaciones donde no se puede preservar la intimidad necesaria con cualquier víctima de violencia de género, hecho por el que se han quejado algunas de estas víctimas y que ha denunciado este sindicato con anterioridad. En este punto se incluyen igualmente los menores”.

Las Unidades de Familia y Mujer (UFAM), se crearon como un servicio policial integral, que presta atención especializada y personalizada a las víctimas de violencia de género y doméstica, así como a cualquier víctima de violencia sexual; y los Grupos de Menores (GRUME) tienen como funciones la protección de los menores víctimas de maltrato así como la de los menores infractores, explican.

Además, la organización sindical denuncia que “no se puede prestar la citada atención especializada y personalizada necesaria para estas víctimas, debido a las condiciones térmicas actuales así como las deficiencias en las instalaciones” de la Comisaría Campo Madre de Dios.

Denuncian “las condiciones térmicas, así como las diferentes deficiencias en las instalaciones y materiales”. Destacan que desde el 6 de agosto se encuentran con “problemas con el aire acondicionado, dejando de funcionar unos días más tarde, en unas instalaciones donde prácticamente no existe ventilación; todo ello sumado a las altas temperaturas que está sufriendo esta ciudad en este mes, hace que estos

funcionarios estén realizando sus funciones en unas condiciones insoportables“.

“Se tiene conocimiento que la Superioridad está intentando subsanar el problema, pero lo que no concibe este Comité Provincial es que la empresa de mantenimiento encargada de solventar los desperfectos, a sabiendas de las temperaturas que se alcanzan en esta ciudad, lleve todo el mes de agosto sin solucionarlo”, critican.

El sindicato policial advierte que esta situación “no solo la sufren los funcionarios destinados en estas Unidades, sino también las víctimas de violencia género, doméstica y sexual, así como los menores víctimas de cualquier tipo de maltrato y menores infractores al ser atendidos en estas instalaciones”.

Etiquetas
stats