Denuncian el abandono y deterioro de las fuentes y cauces fluviales de la sierra de Córdoba

.

En estos últimos años se ha evidenciado, por parte de la ciudadanía cordobesa, un interés creciente por el cuidado de la Sierra de Córdoba y por su agua. Y como respuesta a dicho interés surgió, a partir del año 2016, la Iniciativa Ciudadana por el Parque Natural Sierra Morena de Córdoba, y, dentro de la Plataforma A Desalambrar, el Grupo de Trabajo para la protección de las fuentes y cauces fluviales. Ahora, este colectivo se ha unido para denunciar a diferentes administraciones el abandono y deterioro de las fuentes y cauces fluviales de la Sierra de Córdoba. Y, según han lamentado, no han obtenido respuesta por parte de la administración.

Estos grupos sociales pretenden poner en el punto de mira el mal estado de los acuíferos. "La contaminación de las aguas y la merma del caudal de los arroyos muestran con claridad la irresponsable relación con el medio ambiente al considerarlo, por lo general, como un medio del que servirse y no como un medio al que cuidar", aseguran a este periódico. "El abuso de los recursos hídricos y la falta de depuradoras son algunos de los motivos de ésta alarmante situación que, como una enfermedad, lleva tiempo mostrando sus inequívocos síntomas; el cambio climático y la previsión de un avance de la desertización, se añaden para amplificar el problema", agregan.

La Fuente del Elefante, La Fuente de la Palomera, la Fuente de la Raja y los arroyos del Molino y Bejarano son algunos de los enclaves por los que han comenzado las reivindicaciones; dado que son unos de los espacios naturales que cuentan con un mayor vínculo emocional para la ciudadanía. Y a tal fin se ha puesto en contacto este grupo con las administraciones responsables de la protección de las aguas y las fuentes, comunicando su preocupación a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, a Emacsa, a la Consejería de Medio Ambiente, Consejería de Salud, Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Córdoba, etc.

Este colectivo no ha obtenido respuesta ni del Área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Córdoba ni de Confederación Hidrográfica del Guadalquivir a nuestra denuncia sobre el estado de los arroyos Molino y Bejarano. Tan solo ha obtenido respuesta de la Consejería de Salud, respecto al arroyo Bejarano, en la que se nos informó de que habían remitido nuestra denuncia al Ayuntamiento por cuestiones de competencia.

La Iniciativa ciudadana por el Parque Natural Sierra Morena de Córdoba, junto con la Plataforma A Desalambrar, va a celebrar próximamente la segunda edición de la Exposición Agua de Sierra Morena de Córdoba, que podrá verse en el Aula de la Naturaleza de la Asomadilla.

Con motivo de la exposición, Luis Moreno y Francisco Gamero han hecho un estudio sobre los molinos del arroyo del Molino, en la barriada de Trassierra, con la intención de poner en valor el patrimonio industrial del que disfrutamos y que se encuentra en avanzado estado de deterioro. También el patrimonio natural está en peligro ya que las aguas de dicho arroyo se encuentran contaminadas por aguas residuales urbanas y cuyo cauce parece que va mermando en los últimos años. Luis Moreno, además, está realizando la maqueta de los Molinos en escayola, un material que él domina. Ya en la primera edición, que resultó un éxito de participación, presentó unas estupendas maquetas del Aljibe de Almanzor, de la Fuente de la Palomera y de la Alcubilla Valderrama.

Estos movimientos ciudadanos van aumentando a medida que avanza la información y concienciación sobre la realidad que estamos viviendo o, por desgracia en tantos casos, padeciendo. Estos movimientos surgen con la esperanza de lograr que en los tiempos venideros, las futuras generaciones, puedan gozar de un hábitat no sometido a continuas amenazas.

Etiquetas
Publicado el
31 de mayo de 2020 - 08:00 h
stats