Caduca la modificación de la autorización ambiental de Cosmos

Humareda de Cosmos.

La Plataforma Córdoba Aire Limpio ha denunciado, a través de una nota de prensa, que la modificación de la Autorización Ambiental Integrada (AAI) de la cementera Cosmos iniciada por la Junta de Andalucía ha caducado, algo que el colectivo ha considerado como una “desagradable noticia”.

En el comunicado, la plataforma ha relatado que “durante el verano, en el que hemos padecido unas temperaturas muy elevadas y ha sido extremadamente seco, lo que ha provocado que la calidad del aire de nuestra ciudad sea francamente mala, comenzamos a recibir quejas vecinales sobre la contaminación nocturna que estaba provocando la cementera Cosmos”. A fin de confirmar la veracidad de estas quejas, durante el mes de julio se hizo un seguimiento del fenómeno, “fotografiando lo que ya no eran incidentes puntales de exceso de polución como se había denunciado en ocasiones anteriores sino un fenómeno de fuerte polución y contaminación acústica que se producía todas las noches y que afectaba, por la dirección del viento, fundamentalmente a los barrios de Fátima y Levante y que se agravaba porque el fuerte calor obligaba a los vecinos a abrir las ventanas de sus viviendas”, según detalla la plataforma en un extenso comunicado.

“Comprobada la veracidad de estas quejas, a primeros de agosto Aire Limpio dio traslado de las denuncias que nos habían llegado a la Delegación Territorial de la Consejería de Ganadería, Agricultura, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía, al Ayuntamiento y a los medios de comunicación social”, relata.

Como quiera que no se recibía contestación, días atrás, una representación de la plataforma se personó en la Delegación Territorial para conocer la respuesta a dichas denuncias y preguntar sobre cuestiones pendientes de resolución por parte de la Delegación, “sobre las que teníamos serias sospechas de no cumplimiento y ejecución: La modificación, conseguida tras numerosas denuncias de la plataforma, de la Autorización Ambiental Integrada de Cosmos (en adelante, AAI) por la que la Empresa quedaba obligada a realizar un estudio de los focos acústicamente contaminantes de la fábrica para mitigar el impacto acústico, especialmente el ruido nocturno, que estoicamente vienen padeciendo los vecinos del entorno y que los informes técnicos realizados habían demostrado que excedían los limites legalmente establecidos; y, la segunda, el establecimiento de una estación de medición de calidad del aire, situada en un emplazamiento adecuado de forma que pudiese detectar la ocurrencia de emisiones puntuales, y no puntuales, procedentes de las instalaciones y evaluase la incidencia de las mismas en la calidad del aire de la ciudad, como reiteradamente había solicitado Aire Limpio”.

Esta modificación “no sustancial” de la AAI, promovida por los ciudadanos, se inició oficialmente el 27 de marzo del 2019 y fue publicada en BOJA el 5 de febrero del 2020, “cuestión que nos llamó poderosamente la atención pues las innumerables modificaciones realizadas por la cementera de la multinacional brasileña Votorantim a la primitiva AAI, aprobada en el 2007, nunca habían sido publicadas en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía, tantas modificaciones que hoy hacen irreconocible la primitiva concesión”, sigue detallando el colectivo.

“Pero cuál fue la sorpresa y disgusto de los representantes de la plataforma que habían acudido a la reunión al ser informados que la modificación propuesta de mejora del impacto acústico y del establecimiento de la estación de medición de la contaminación habían caducado por inacción injustificable, a nuestro juicio, de la Administración Autonómica (algo sospechábamos) y que, ahora, un año y medio más tarde, hay que comenzar el procedimiento y volverlo a publicar de nuevo en el BOJA. Dejamos a los lectores de esta nota de prensa la calificación de lo ocurrido”, explican.

“Es obvio que la cementera es ya un serio problema para la salud de los cordobeses y para el desarrollo urbanístico de Córdoba, un gravísimo problema que tiene solución y que hay que abordarlo con unanimidad y consenso de las fuerzas políticas, como la plataforma Córdoba Aire Limpio propuso en el Pacto por un Aire Limpio que todos los partidos políticos firmaron en mayo del 2015; sin embargo, nos da la impresión que los que rigen los destinos de la ciudad, están demostrando no tener la talla de estadistas, de buenos y serios gobernantes que las circunstancias requieren”, concluye la plataforma.

Etiquetas
stats