El aeropuerto no podría acoger “vuelos comerciales” hasta mediados de año

Una avioneta aterriza en el aeropuerto de Córdoba | MADERO CUBERO

No está previsto que lo haga, pero en el hipotético caso de que una aerolínea estuviera interesada en operar desde el aeropuerto de Córdoba no podría hacerlo. Al menos hasta mediados de año. Es entonces cuando el aeródromo cordobés, que inició su ampliación hace ya una década, estará listo. A mediados de año (en el segundo trimestre, concretamente) estará en marcha el sistema AFIS. Entonces, también, habrán concluido las obras de soterramiento de líneas de alta tensión que actualmente están en marcha. Sin estas dos acciones, al aeropuerto solo pueden aterrizar avionetas o aviones especiales. Pero no líneas regulares.

A través de dos respuestas parlamentarias al diputado socialista Antonio Hurtado, el Gobierno reconoce que tanto el soterramiento de la línea de alta tensión como la instalación del sistema AFIS están ya en marcha. El sistema AFIS (acrónimo del inglés Servicio de Información de Vuelo de Aeródromo) se viene usando desde hace años en aeropuertos con poco tráfico de Europa, principalmente en el Reino Unido. Es un sistema seguro, insisten, y está supervisado por controladores aéreos en aeropuertos cercanos. Pero no es un controlador aéreo desde la torre de control.

Antes de que acabase el año, el Gobierno adjudicó la gestión del AFIS a una empresa privada llamada Ferronats (una filial de Ferrovial). “La fecha estimada para que el servicio AFIS (Aeropuerto con Información de Vuelo de Aeródromo) pueda estar operativo en el Aeropuerto de Córdoba es el segundo trimestre de 2017”, asegura el Gobierno a una pregunta de Antonio Hurtado.

No obstante, el Ejecutivo reconoce que “con carácter previo a la puesta en marcha de este servicio, el Gobierno, a través del Ministerio de Fomento, tendrá que designar al Aeropuerto de Córdoba como Aeródromo AFIS, y el inicio de la prestación del servicio requerirá la previa supervisión e informe favorable de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA)”. Además, el Gobierno informa al diputado que la adjudicataria fue la empresa Ferronats, por poco más de un millón de euros y que se encargará de la gestión del AFIS durante el plazo de cuatro años.

Así, esta compañía se encargará de la “adecuación del edificio desde el que se prestará el servicio”, de la “contratación y formación del personal para su correspondiente habilitación para prestar el servicio en el aeropuerto de Córdoba”, además de la instalación de “equipos y sistemas de comunicaciones”.

EL SOTERRAMIENTO DE LA LÍNEA DE ALTA TENSIÓN

Por otra parte, Hurtado también pregunta por las obras de soterramiento de las líneas de alta tensión, que están en las inmediaciones del aeropuerto y que suponen un problema para la seguridad de los aterrizajes. “Actualmente, los trabajos de desvío y soterramiento de las líneas eléctricas afectadas por la ampliación de la pista del Aeropuerto de Córdoba se encuentran en ejecución, habiéndose concluido el tendido del cable en la zona soterrada, incluidos los empalmes”, señala el Ejecutivo.

Los trabajos se están llevando a cabo por Endesa al amparo del “Convenio entre AENA y la empresa Endesa Energía S.A para el Desvío de líneas eléctricas de Alta Tensión en el Aeropuerto de Córdoba”, firmado el 30 de julio de 2010 y con una Adenda al mismo de 30 de diciembre de 2015, expone el Gobierno. En total, los trabajos a realizar ascienden a 3,2 millones de euros, y el importe de la Adenda es de casi otros tres millones euros.

“La certificación realizada en el primero ha sido aproximadamente del 70% del importe total, y de la citada Adenda se ha certificado ya el 20%, todo ello de acuerdo con el cumplimiento de los hitos establecidos, tanto en el Convenio como en la Adenda”, agrega el Ejecutivo, que concluye que “la finalización prevista de la ejecución de todas las actuaciones será lo largo del primer semestre de 2017”.

Etiquetas
stats