El filial busca oxígeno en un duelo lleno de urgencias

Imagen del duelo entre Córdoba B y Cádiz FOTO: LARREA
El Córdoba B espera conocer el sabor del triunfo ante el Écija, que también pasa por momentos difíciles, mientras el Lucena quiere olvidar sus bajas para sumar en Melilla

Muchas complicaciones se encuentran los dos conjuntos cordobeses del Grupo IV de Segunda B en la decimocuarta estación de un recorrido bien diferente para cada uno. Ambos equipos encaran la nueva jornada con algunas bajas importantes, que van a condicionar tanto la convocatoria como la confección del once para José Antonio Romero y Falete. Más allá de las adversidades con que cuentan Córdoba B y Lucena, las dos escuadras esperan dar cumplimiento a sus aspiraciones en las citas que han de afrontar. En el caso del filial, buscará un balón de oxígeno ante un rival que también lo necesita. El cuadro blanquiverde necesita ganar por fin su primer encuentro de Liga si no quiere que la permanencia sea cada vez más un imposible y tiene una buena oportunidad este domingo ante el penúltimo clasificado. Por su parte, los celestes no quieren volver a caer lejos de su estadio y esperan que la inyección de moral que supuso el triunfo en el último suspiro ante el Arroyo sea un buen punto de apoyo para obtener algo positivo en Melilla y así seguir metidos de lleno en la lucha por el play off de ascenso.

En el caso del Córdoba B, se presenta una gran oportunidad para acabar de una vez por todas con una dinámica que se alarga ya en exceso. Después de 13 jornadas no sabe todavía qué sabor tiene el triunfo en la categoría de bronce, algo que espera se acabe este domingo (12:00) ante el Écija. El cuadro astigitano tampoco llega en buena situación, pues ocupa la penúltima plaza de la clasificación y sólo suma cuatro puntos más que el filial blanquiverde. Así las cosas, El Carpio acogerá un encuentro entre dos necesitados que desean robar oxígeno a otro que lo necesita. Para el duelo, José Antonio Romero no podrá contar Adri Cuevas y Pedro Santos, que cumplen sanción tras ver la quinta cartulina amarilla de la temporada la pasada semana en Algeciras. A estas bajas quizá pueda sumar el técnico califal alguna más si Pablo Villa decidiera convocar a algún jugador con el primer equipo. Por cierto, tampoco serán de la partida en el choque Javi Cabezas y Toscano, toda vez que el Córdoba decidiera acudir a la clausula por la que los cedidos no se enfrenten a su segundo equipo. El juez de la contienda será el gaditano Caucelo Sace.

Muy diferente, una jornada más, es la situación para el Lucena, que espera continuar la estela de los cuatro primeros clasificados y, por qué no, lograr el asalto a la zona que da derecho a jugar el play off de ascenso a Segunda a final de curso. Para ello debe superar al Melilla en el Álvarez Claros, también en la matinal del domingo (12:00). El conjunto norteafricano no se lo pondrá nada fácil al cuadro aracelitano, pues suma 19 puntos y un triunfo le acercaría a una lucha de la que podría quedar descolgado si cae derrotado. Los melillenses están a sólo cuatro puntos del equipo que dirige Falete y querrán a buen seguro acortar esa distancia. Pero los celestes llegan al choque con una importante inyección de moral después de vencer la pasada semana de forma épica al Arroyo, en un encuentro que llegó a perder por dos tantos y que se llevó en el 94. La nota negativa para el técnico lucentino está en las bajas, ya que no podrá contar ni con Sarmiento ni con Javi Gómez, el héroe del anterior duelo, por sanción. Los dos estarán ausentes por acumulación de tarjetas, como ausentes estarán también Clavero y Marcos, a no ser que mejoren de sus problemas físicos a última hora. El partido estará dirigido por el murciano Nicolás Espejo.

Etiquetas
stats