Resuelto el caso de la muerte en Camino de la Barca: un condenado por conducir sin carnet

Entrada a la Ciudad de la Justicia de Córdoba | MADERO CUBERO

Caso resuelto. La misteriosa muerte de un hombre en mayo de 2017 en el Camino de la Barca de Córdoba se ha resuelto con una condena a una persona por conducir sin carnet. Finalmente, lo que empezó pareciendo un homicidio ha concluido resolviéndose como un accidente. Este miércoles, el Juzgado de lo Penal número cuatro de Córdoba ha acabado ratificando la causa que investigó el Juzgado de Instrucción número ocho de Córdoba.

Los hechos ocurrieron en mayo del año pasado. El cadáver de un hombre fue encontrado tirado en las inmediaciones de un camino. El hombre presentaba un golpe en una pierna y también en la cabeza. Pero en la zona no había rastro alguna de frenada, algún pequeño trozo de un vehículo o alguna pista que llevara a los investigadores a concluir que el hombre había sido atropellado. Es más, algunos se inclinaban por la posibilidad de que la víctima saltase una valla y se golpease primero en una pierna y después en la cabeza. Al principio, incluso, se sospechó que podía haber sido asesinado.

Finalmente, en la causa solo ha habido una persona imputada. El acusado, defendido por el abogado cordobés Marcos Santiago Cortés, ha sido condenado finalmente por conducir sin carnet, a pesar de que durante la instrucción llegó a pesar sobre él la sospecha de ser el autor de un delito de homicidio imprudente, omisión del deber de socorro e incluso contra los derechos de los trabajadores. Sin embargo, los resultados de las pruebas forenses y periciales así como las testificales impulsadas por el propio juzgado y también propuestas del Ministerio Fiscal y la defensa apuntaron a una caída accidental y fatal de la víctima desde un tractor. La omisión de socorro hubo de desacatarse ante la llamada a los servicios sanitarios inmediata por parte del imputado, según confirman fuentes judiciales.

Pero, ¿qué pasó en el Camino de la Barca? Según se desprende del fallo judicial, el imputado conducía un tractor con remolque desde el que se cayó el fallecido. La acusación particular solicitó ante la Audiencia Provincial que calificase los hechos como homicidio imprudente, algo finalmente descartado por los jueces. El juzgado llegó a sobreseer el caso en este sentido.

Finalmente, el conductor del vehículo remolque desde donde se cayó el fallecido, en una sentencia de conformidad, ha aceptado la pena por conducción sin carné a 31 días de trabajo en beneficio de la comunidad.

Etiquetas
stats