El policía que perdió una pierna recoge firmas para conseguir su reubicación y difundir su caso

.

A Rafa Prieto, policía nacional que perdió una pierna en un accidente de tráfico, se le acaban los recursos para conseguir su objetivo: reincorporarse al cuerpo. Pero los va a agotar todos. Como medida de presión y en búsqueda de un mayor apoyo social, el joven de 31 años ha empezado a recoger firmas a través de la plataforma Change.org días antes de la celebración del juicio que determinará si el agente puede regresar al cuerpo. Hasta el momento, más de 2.000 personas han suscrito la petición que realiza Prieto: conseguir que la Dirección General de la Policía lo readmita en un puesto adaptado a sus características físicas.

La vista tendrá lugar el próximo jueves en Madrid y en su defensa Prieto ha aportado un informe realizado por un médico especialista en valoración de Medicina del Trabajo que, a través de un estudio bipodal, certifica que el joven puede realizar una vida normal e incluso correr. Ésta será la segunda vez que aporte este informe, dado que en el anterior tribunal médico los facultativos no lo tuvieron en cuenta, hecho que no entendieron ni el joven ni su abogada, María Enriqueta Tapiador.

Hay que recordar que el segundo tribunal médico que examinó al agente, que en aquel momento se encontraba en "segunda actividad" a la espera de su recuperación, determinó su pase a jubilación a pesar de los grandes avances que Prieto experimentó entre un tribunal y otro. Mientras que el primero se realizó meses después del accidente y con el agente en plena recuperación, en el segundo ya portaba la prótesis biónica que hoy le permite hacer vida normal y acudir al gimnasio diariamente. En este segundo tribunal, los facultativos reconocieron la existencia de la prótesis biónica pero no sometieron al agente a ningún examen que demostrara si podía incorporarse al cuerpo o no.

Actualmente, en el artículo 46 de la Ley Orgánica 9/2015 de Régimen de Personal de la Policía Nacional se señala que los policías "que experimenten una disminución de sus condiciones psicofísicas cuya intensidad les impida el normal cumplimiento de sus funciones, pero no comporte el pase a la situación de jubilación o a la de segunda actividad, pasarán a realizar actividades adecuadas a dichas condiciones psicofísicas. Para apreciar esta disminución se requerirá informe del servicio sanitario". Por ello, tanto Prieto como su abogada esperan que la sentencia del juicio les sea favorable y el agente pueda reincorporarse a su puesto de trabajo.

Etiquetas
stats