El Distrito Sur reclama su derecho a chapuzón veraniego: “La piscina es del pueblo”

Vecinos en la protesta de la piscina de la calle Marbella | ÁLEX GALLEGOS

Sólo un puñado de días después, la imagen se repite. Esta vez es al otro lado del río, donde el problema de infraestructuras es amplio y viene de lejos. Ocurre en el Distrito Sur, donde se encuentra una de las dos grandes piscinas públicas de Córdoba que a día de hoy permanecen cerradas. Según el Instituto Municipal de Deportes (Imdeco) -ya saliente-, la situación resulta de un informe de Intervención municipal. El caso es que la instalación en cuestión, situada en la calle Marbella, no funciona cuando tendría que hacerlo ya. Por este motivo, los vecinos del barrio -que son varios en realidad- han decidido manifestarse como ya hicieran la pasada semana los usuarios de la piscina de La Fuensanta, la otra que sigue con su actividad bloqueada.

Decenas de personas han acudido a la llamada, que es una exigencia a la apertura de la instalación pero también un recordatorio de la realidad que vive el Distrito Sur. “Abandonados es poco. El campo tenía que estar terminado en mayo. Hace poco estuve con la responsable de instalaciones y me dijo que no se iban a arreglar pequeños desperfectos que tenemos en los vestuarios porque la obra era inminente. El señor inminente ha debido irse de vacaciones”, ha expresado Manuel Cano, que es presidente de la UD Sur. Dicha entidad gestiona la infraestructura deportiva de la calle Marbella, que también engloba un campo de fútbol que a día de hoy aún es de albero.

Sin dejar de lado ese asunto, la preocupación ahora en el club es la apertura de la piscina, que, como hicieran los vecinos de La Fuensanta con la suya, exigen. “No sabemos si es culpa del Imdeco, de Intervención o qué, pero los que pagamos somos los ciudadanos”, ha indicado Manuel Cano a este periódico antes de subrayar que “la piscina es del pueblo”. “Es vergonzoso. Esta piscina, menos el año pasado que corrió a cargo del Imdeco también, el 1 de junio ya estaba abierta. El año pasado se abrió el 5 de julio”, ha expuesto. En efecto, ya en 2018 se produjo un retraso en el calendario y la instalación permaneció cerrada hasta un día después de la firma del contrato de gestión. Todo se hizo a la carrera.

En esta ocasión, Manuel Cano teme que el Distrito Sur pueda pasar todo el verano sin su piscina pública abierta. “Con los plazos que dicta la Ley, no se abre o se abre a mediados de agosto”, ha afirmado. De entrada, según ha apuntado, “este año va a tener que limpiar la empresa a la que adjudiquen la piscina y eso es, como mínimo, una semana perdida”. Lo cierto es que hasta ahora no ha recibido “novedad alguna, está todo parado, la licitación no ha salido”. Y las temperaturas comienzan a apretar en Córdoba. “Estos señores que son los responsables de las instalaciones, que las gestionan, que se pongan en el pellejo de las familias. Tendría que mirarse más de uno y ver qué hacen con estas familias”, ha señalado el presidente de la UD Sur, que ha recalcado hablar como vecino.

“De los puentes para atrás, ¿qué piscina hay? Ninguna. Son más de 50.000 familias a las que dejamos sin baño. ¿Qué hacemos con los niños que terminan el curso ahora?”, ha aseverado Manuel Cano, entre cuestiones, acerca de la problemática. Él ha hecho referencia a que, en efecto, la instalación de la calle Marbella engloba a todo el Distrito Sur, con el Campo de la Verdad, el Sector Sur y el Polígono Guadalquivir en el mapa. “Que los que nos representan (autoridades) abran sus chalets y nos dejen ir allí”, ha añadido el presidente de la UD Sur, que espera que el nuevo alcalde (José María Bellido) “tire de decreto” para evitar un verano sin chapuzón en esta zona de la ciudad. Por lo pronto, si tras la manifestación de este lunes no hay novedades, los usuarios de la infraestructura tienen planteado repetir movilización el jueves.

La piscina de la calle Marbella, al igual que la de La Fuensanta, permanece cerrada, según el Imdeco -ya saliente- por la idoneidad o no de que exista cobro por TPV (Terminal Punto de Venta, para abonar los servicios con tarjeta de crédito). Ésta es la explicación que ofreció el anterior presidente del organismo público, Antonio Rojas. En La Fuensanta y el Distrito Sur, sin embargo, consideran que todo es consecuencia de un mal trabajo por parte del Instituto Municipal de Deportes. En este sentido, el propio Manuel Cano ha rememorado que el pasado año se firmó el contrato de gestión de la instalación a cargo de la UD Sur el 4 de julio. La apertura se produjo un día después.

Etiquetas
stats