Condenado a cuatro años de cárcel por abusar de la hija, de siete años, de su amigo

Panorámica de la prisión de Córdoba | MADERO CUBERO

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Córdoba ha condenado a penas de cuatro años de prisión a un hombre de unos 50 años de edad, acusado de un delito continuado de abuso sexual supuestamente cometido sobre la hija de un amigo, con unos siete años en el momento de los hechos.

Según recoge la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, los jueces le imponen igualmente una orden de alejamiento sobre la menor durante cinco años y el pago de una indemnización para la niña de 10.000 euros, tras los hechos probados que ocurrieron, por un lado, durante un fin de semana de septiembre de 2014.

En concreto, el varón se encontraba “a solas” con la niña de siete años, que era hija de un amigo que “a veces dejaba que estuviera con él”, momento en el que presuntamente abusó de ella.

Igualmente, los magistrados señalan que supuestamente aprovechó análoga ocasión, a finales de agosto del año 2014, en el mismo lugar, donde presuntamente repitió “los mismos actos con la menor”.

Al hilo de ello, en la resolución judicial se apunta a “la total claridad” en las declaraciones de la niña, “cuya credibilidad proviene de que no existieran motivos por su parte de inquina o rencor respecto del acusado que le hicieran relatar falsamente hechos que son inequívocamente atentatorios para su indemnidad sexual”.

Asimismo, agregan que “la narración que efectúa en el juicio es por completo concordante con lo que consta en la primera exploración ante la Guardia Civil, inmediatamente después de la denuncia, lo que refuerza la credibilidad de su testimonio”.

Además, los jueces indican que la declaración del propio acusado “no ha hecho más que reforzar la fiabilidad del testimonio de la víctima”, y apostillan que “en lo narrado por la menor está la verdad de lo acontecido”.

Cabe destacar que el Ministerio Público había pedido para el procesado una pena de cinco años de prisión; la acusación solicitó la misma pena y el pago de una indemnización de 60.000 euros, mientras que la defensa pidió la absolución.

Etiquetas
stats