El Ayuntamiento quiere retirar el avión del Balcón del Guadalquivir

Avión | MADERO CUBERO

El avión del Balcón del Guadalquivir, el famoso DC-7, puede ser historia dentro de poco. Este viernes, el presidente de la Gerencia Municipal de Urbanismo, Salvador Fuentes, ha confirmado que el Ayuntamiento se plantea su retirada, ya que al avión no se le está dando uso y "hay más gente a favor que en contra" de que se retire esta instalación.

El Ayuntamiento instaló allí el avión hace ocho años para reivindicar la candidatura de la ciudad a la capitalidad cultural. En principio, el plan era dotar al avión de un contenido de actividades culturales, pero el anterior gobierno local del PP cedió el espacio a la empresa Balcón de Córdoba para explotar una cafetería que se instalaría en su entorno. El proyecto nunca se desarrolló y ahora Urbanismo busca una solución.

El avión cultural se instaló en el Balcón de Miraflores no sin polémica. El aeroplano, que estaba abandonado en el aeropuerto, es una donación de un particular al Ayuntamiento. El avión se instaló en plena carrera de la ciudad por conseguir la Capitalidad Cultural Europea. De hecho, la aeronave aún conserva los logos de Córdoba 2016. El avión se instaló en marzo del año 2011. Desde entonces, está sin uso. Para su instalación fue necesario movilizar un enorme dispositivo de 40 policías locales, guardias civiles, miembros de Protección Civil y operarios municipales.

Ocho años después, su imagen es ya un icono del Balcón del Guadalquivir, portada de libros y de discos. Pero sus instalaciones también han sido problemáticas. Al principio, sus puertas estaban abiertas y llegó a ser ocupado por gente sin casa. Los bomberos llegaron a sellar su entrada para evitar problemas.

Lo que no está claro es qué sucederá con la cafetería que se construyó anexa al proyecto cultural del avión. "Hay que hacer algo ya", insistió, puesto que "no se le está dando usos, cuando había una propuesta para hacer un pequeño museo", por lo que "hay que darle una solución y ver cómo se replantea". Según ha señalado, "la situación es muy preocupante y hay más gente en contra que a favor", si bien ha apuntado que "el desmontaje es complejo". Aún así, en su opinión, "el avión tiene los días contados".

Etiquetas
stats