La lipotimia del Rey

Yo vi lo de la lipotimia, y la verdad, si no era un infarto ni nada especialmente grave, podrían haberse intercambiado los disfraces en la Cruz Roja ya que estaban justo al lado, creo que ayer muchos niños se quedaron pillados al ver que cualquiera se podía disfrazar de rey, muchos niños se enteraron muy pronto que los reyes no son auténticosAntónimo, comentario a la crónica sobre la cabalgata publicado en la web de Diario Córdoba (6-1-13)

El comentario es demoledor, no digan que no. "Muchos niños se enteraron muy pronto de que los reyes no son auténticos". Los padres, tronchados de la risa (con perdón para el rey Melchor convaleciente, el que tuvo que ser sustituido a mitad de la cabalgata por un sastre). Los niños, aterrorizados al ver a un rey mago atendido por la Cruz Roja, subido a una camilla, desvanecido por una lipotimia. Yo mismo, durante una reunión familiar con niños que aún creen en los Reyes Magos, mostré en el móvil la foto publicada en el Twitter de ABC Córdoba de un rey Melchor en camilla en las urgencias de la Cruz Roja (impresionante foto, compañeros). Incluso llegamos a hacer bromas sobre el calentamiento, a lo futbolista, que tuvo que hacer el sastre en la banda de la carroza antes de ponerse el disfraz de Rey Mago y ponerse a lanzar caramelos.

En España tenemos a otro rey que sufre todo tipo de problemas de salud menos lipotimias. Desde que hace poco las redes sociales obligaron a los grandes medios de comunicación a contar más cosas sobre el campechano Juancar de lo que dejaban a sus propios periodistas, los españoles también nos estamos dando cuenta de que "los reyes no son auténticos". En su artículo dominical, el director de Voz Pópuli Jesús Cacho cuenta cómo el rey, en plena operación de lavado de imagen, se fue a la redacción de The New York Times: "Aquello resultó una encerrona que obligó al Monarca a batirse en retirada ante las agresivas preguntas de los periodistas sobre sus dineros y sus relaciones con Corinna. La respuesta del NYT apareció en la edición del 28 de septiembre: 'Al revés que otros Monarcas europeos, Juan Carlos llegó al trono tras la muerte del dictador Franco con lo puesto, y ha trabajado duro para generar su propia fortuna al margen de la asignación anual que le otorgan los PGE. (…) El Rey es valorado en los círculos empresariales como una especie de deal maker o embajador económico de España, pero la forma en que ha amasado su gran patrimonio personal sigue siendo un misterio. La fortuna de la familia real española se estima en más de 2.300 millones de dólares…".

No sé si ustedes se imaginan cómo ha podido lograr el rey tanto dinero en 35 años de democracia. Yo sí.

En fin. Sigan creyendo en los Reyes de España. Les traerán muchos regalos este año.

Etiquetas
Publicado el
8 de enero de 2013 - 03:25 h