Taconeo al ritmo de Inmaculada Aguilar

.
La bailaora cordobesa imparte un curso en el Festival de la Guitarra

La bailaora cordobesa, Inmaculada Aguilar imparte, otro año más, un curso de baile flamenco con motivo del Festival de la Guitarra en Córdoba. Desde que Paco Peña inaugurara el festival, 33 años atrás, ha estado unida a este evento. “Paco me llamó para que fuera la bailaora del curso de guitarra. Al año siguiente me dijo que establecer unos cursos de baile sería muy interesante, y así nació este proyecto”. La artista dejó de participar en esta iniciativa por motivos profesionales, pero pasado un tiempo no dudó en volver a poner su arte al servicio de los demás. “Me centré en otros proyectos, pero cuando el festival paso a manos del Ayuntamiento, me volvieron a llamar y decidí seguir trabajando en él”.

El curso, cuyo precio es de 125 euros, tendrá una duración de 4 días. Comenzó el pasado 1 de julio y concluirá el día 4. Las clases se imparten en el Teatro La Axerquia de 10.00. a 13.00. Los alumnos podrán trabajar su técnica y conocer el estilo puro del flamenco de la mano de Inmaculada Aguilar. Además, el curso incluye la entrada gratuita a los espectáculos de baile del festival. Este año se ha dejado atrás la Bata de Cola y se ha incorporado como novedad la Rondeña. “Siempre he impartido la Bata de Cola, pero este año he querido darle un aire diferente y trabajar el palo de la Rondeña, que es un baile que no se realiza con frecuencia y es menos conocido por el público”.

Los alumnos que participan en este curso tienen ya unas “tablas” en el mundo del flamenco. Alumnas como Ángela del Pozo y Laura Bernabé llevan inmersas en este arte desde su infancia. Ambas empezaron en una academia y estuvieron en el Conservatorio de Danza de Córdoba. Además, han realizado otros cursos de este estilo junto a artistas como Eva la Yerbabuena, Miguel Muñoz o Antonio el Pipa. “Son alumnos que tienen pensado dedicarse al baile de manera profesional y sobre todo, tienen ganas de aprender a pesar de que se exige mucho. El mundo del baile flamenco es muy sacrificado”, ha señalado Aguilar.

Cuando finalice este proyecto, la bailaora seguirá transmitiendo su técnica por todo el mundo. A finales de julio viajará a Australia y a Singapur para impartir dos cursos de baile flamenco. “Los alumnos de allí son amantes del flamenco. Sienten una gran pasión, admiración y un respeto absoluto por nuestra cultura. Ellos intentan aprender lo máximo de nosotros y si no pueden venir, pues nos llevan”. Tras toda una vida dedicada al flamenco, la artista no se plantea bajarse del escenario. “Ya tengo otros proyectos en mente para cuando vuelva a España”.

Etiquetas
stats