Fepamic acogerá a alumnos en prácticas de la República Checa

Visita a las instalaciones de Fepamic.

Las alianzas estratégicas internacionales se han convertido en una necesidad imperiosa. En una sociedad, cada vez más global, la formación es un pilar básico para el crecimiento personal y profesional del alumnado. 

Algunas instituciones ayudan a crear una red que permite a las escuelas encontrar entidades para promover la movilidad internacional, ofreciendo así una experiencia multicultural que potencie el desarrollo personal, profesional y académico. 

En este sentido, la agencia de colocación Europe Connexion, experta en organización intermedia de envío como de recepción de proyectos de movilidad europeos, ha servido de enlace para que la Federación Provincial de Asociaciones de Personas con Discapacidad Física y Orgánica de Córdoba (FEPAMIC) y la Escuela de Secundaria de Enfermería y Formación Profesional de Cesky Krumlov (República Checa) sellen un acuerdo para que la entidad cordobesa reciba de ocho a doce alumnos en prácticas a partir del 6 de junio. 

La Formación Profesional permite al estudiantado acercar los conocimientos teóricos de una forma práctica. De esta manera, pueden aplicar el aprendizaje previo a casos reales a través de experiencias laborales de alto nivel durante su formación. 

“La internacionalización de la Formación Profesional es un elemento clave para generar oportunidades que mejoren los niveles de empleabilidad”, expone Sara Rodríguez, presidenta de Fepamic. “El acogimiento de alumnado internacional permite, además de estrechar lazos con Europa, visibilizar el enorme trabajo que se realiza en Córdoba en defensa del colectivo de la discapacidad”, continúa. 

Visión del profesorado checo 

Del 15 al 18 de marzo, tres profesoras de la Escuela de Cesky Krumlov han visitado las instalaciones de Fepamic con el fin de exponer las necesidades de su alumnado y promover la integración de los mismos en la Federación. 

Mediante el programa europeo Erasmus+ se pretende presentar al estudiantado “otras oportunidades para abrir sus mentes”, así como “permitirle desarrollar la autoestima y la confianza de estar en el extranjero, cooperar y también conocer diferentes culturas”. 

Con la estancia en Córdoba, las académicas han observado los beneficios de esta cooperación para sus estudiantes y personal. 

“Gracias al programa Erasmus+ y los fondos de la UE, podremos contribuir a la mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad y también cumplir con nuestras tareas”, detallan en una breve nota las educadoras. 

Etiquetas
stats