José García Román, sobre el aval: “Quizá hoy acabe esta pesadilla”

García Román, en el inicio de pretemporada del cuadro califal

Comienza a ver la luz al final de un túnel no largo pero sí oscuro. Es cierto que todavía no tiene certeza de una salida favorable, pero no lo es menos que consigue un avance importante. Muy pendiente está el entorno de la entidad de su inscripción definitiva en Primera de la Liga Nacional de Fútbol Sala (LNFS), lo que es probable suceda sin más problema entre este miércoles y el jueves. Así es después de la aprobación de un aval de 60.000 euros por parte del Cajasur para responder a la obligación impuesta en este sentido por la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). De esta forma, el Córdoba Patrimonio de la Humanidad sólo aguarda la expedición de un certificado y que dicho documento sea válido para la institución presidida por Luis Rubiales. Por el momento, el club mantiene una absoluta confianza en tener encauzado el asunto.

De la situación del conjunto blanquiverde al respecto ha hablado a primera hora de la mañana de este miércoles su presidente, José García Román. Como punto de partida, el mandatario ha reconocido públicamente el asombro que generó el ultimátum de la RFEF la anterior semana acerca del citado aval. “Eso de la prórroga es lo primero que nos choca. En Primera Federación de fútbol se lleva hablando del Extremadura y de plazos un montón de tiempo y a nosotros no nos habían dicho nada y el jueves pasado nos encontramos con eso, con que nos dan cinco días para unos trámites que nadie nos dicho que teníamos que hacer con esta premura. Por eso no los habíamos hecho”, ha expuesto el dirigente califal. Ha hecho referencia en sus palabras a la resolución del Juez de Competición por la cual exigía al club la entrega de 60.000 euros antes del jueves de esta semana para formalizar su inscripción en Primera.

“A partir de ese momento nos pusimos en marcha. Tengo que agradecer a Cajasur, y en especial a Jacinto Mañas y toda la oficina de la calle Sevilla, porque ha actuado con bastante celeridad”, ha proseguido José García Román. “Ayer nos habían dado el visto bueno al aval, ahora sólo faltan unos flecos y esperemos que hoy nos puedan dar al menos un certificado de que está aprobado”, ha añadido. Pero, ¿es suficiente con este documento? “Esperemos que con eso le sirva a la Federación (RFEF) porque luego sólo faltaría pasar por el notario. Estoy convencido de que hoy Cajasur nos pueda dar el certificado de que está aprobado”, ha indicado de entrada. “Por la experiencia de otros clubes, nos dicen que vale”, ha querido recalcar sobre la solución que pretende aportar la entidad al organismo federativo.

Por tanto, el presidente del Córdoba Patrimonio de la Humanidad ha mostrado un claro optimismo en relación a la posibilidad de que el problema quede resuelto incluso este jueves. “Creo que lo tenemos encarrilado y quizá hoy mismo pueda acabar la pesadilla que se nos ha presentado en agosto”, ha aseverado. “Creo sinceramente que, por lo que he oído, el certificado puede valer. Hoy estaremos al tanto de lo que nos digan, de lo que podemos presentar y lo que nos respondan”, ha insistido acerca de la situación actual. “Si no, hay una bala en la recámara también. Es presentar 60.000 euros en efectivo, que eso son palabras mayores porque de aquí a mañana no da tiempo”, ha querido aclarar. Sólo cabe aguardar novedades a lo largo de las próximas horas.

Sobre las circunstancias vividas en los últimos días, José García Román no ha querido ocultar su temor por la posibilidad de que el proyecto blanquiverde se fuera al traste. “Había equipos grandes como ElPozo, Jimbee o Santa Coloma, que tienen detrás a empresas importantes y no iban a tener problemas. Nosotros tenemos la virtud de que tenemos detrás una gran ciudad como es Córdoba. La gente se ha volcado”, ha dicho de inicio. “Creía que lo teníamos encarrilado con Cajasur y por eso no he tirado con nadie más. Desde aquí tengo que dar las gracias a todos los que en algún momento me han llamado para decirme que ahí estaban para echar una mano. Lo pasé mal porque en parte te ves representante de Córdoba o crees que le habrías fallado si esto se hubiera ido al garete como parecía que se podía ir”, ha explicado. No en vano, tras la mencionada resolución del Juez de Competición de la RFEF el club no tenía una perspectiva precisamente favorable. Todo ha variado por fortuna aun cuando encaraba tan complejas circunstancias en poco tiempo y con un fin de semana por delante.

Etiquetas
Publicado el
11 de agosto de 2021 - 10:35 h