El Deza CBM se topa con el muro malagueño

Paula Plaza lanza a portería en la final de la Copa de Andalucía

Un auténtico premio a su pasada temporada y al rendimiento que está mostrando a lo largo de la presente. A pesar de tener una corta historia, el Deza CBM está teniendo unos primeros años de vida donde los éxitos están llegando uno tras otro. Las chicas dirigidas por Mario Ortiz lograron el ascenso a División de Honor Plata Femenina -segunda máxima categoría dentro de este deporte- durante la anterior campaña y en la actualidad consiguieron acceder a la gran final de la Copa de Andalucía después de vencer a Universidad de Granada y al Roquetas -dos equipos consolidados en esta división-. Gracias a esta gesta, el cuadro granate se enfrenta al Costa del Sol Málaga, vigente campeón de la European Cup y vencedor de la Copa de la Reina del curso pasado. Por ello, y aunque estaba difícil levantar la corona andaluza, las cordobesas se deshicieron a lo largo de la segunda parte, aunque mantuvieron el ritmo durante la primera.

Estaba difícil, pero no era imposible. Por ello, el Deza CBM saltó a la pista con la intención de pelear el partido y seguir el ritmo del Costa del Sol Málaga. De hecho, las granates consiguieron mantener una regularidad en su juego durante los primeros cinco minutos, incluso igualando el marcador de la contienda, pero conforme el tiempo iba pasando, el cuadro malagueño impuso una marcha más. Tanto fue así que las chicas dirigidas por Jesús Gallardo lograron una ventaja de diez goles en el ecuador de la primera mitad sobre unas cordobesas que se deshacían poco a poco sobre el terreno de juego. Aun así, el conjunto de Mario Ortiz quería parar la sangría de tantos que había cosechado en los últimos instantes y lo logró a través de la calma y la tranquilidad. Y es que las visitantes, a pesar de que las malagueñas seguían dominando el encuentro, miraron la portería rival con más facilidad, reduciendo la distancia a siete en ciertos momentos, aunque una exclusión en el mejor momento del Deza CBM decantó la primera mitad, yendo ambas escuadras al paso por vestuarios con una amplia ventaja local.

La tónica transcurrida a lo largo de la primera parte no cambió en demasía. De hecho, el Costa del Sol Málaga logró acrecentar la ventaja a través de una defensa que, en los primeros quince minutos de la segunda mitad, logró que el Deza CBM tan solo viese puerta en tres ocasiones, consiguiendo una distancia en el electrónico de 21 goles. Una superioridad que era inalcanzable para unas granates que no dejaron de luchar sobre la pista de Roquetas. Tanto fue así que, a pesar de que los goles malagueños seguían sucediéndose, las chicas dirigidas por Mario Ortiz lograron varios ataques efectivos que hicieron emplearse a fondo a la guardameta local. Sin embargo, el encuentro llegó a su fin y el cuadro de Jesús Gallardo levantó la corona andaluza, mientras que las cordobesas aprovecharon esta oportunidad para dar la cara en todo momento.

Etiquetas
Publicado el
5 de septiembre de 2021 - 13:21 h