Star Wars, Guillermo Tell y Phillip Glass, menú musical del sábado

El teniente de alcalde de Cultura del Ayuntamiento de Córdoba y presidente del Instituto Municipal de las Artes Escénicas (IMAE), Juan Miguel Moreno Calderón, y el director titular de la Joven Filarmonía Leo Brouwer, Ciro Perelló. | MADERO CUBERO
La Joven Filarmonía Leo Brouwer celebra su cuarto aniversario con un concierto el sábado en el Gran Teatro

El teniente de alcalde de Cultura del Ayuntamiento de Córdoba y presidente del Instituto Municipal de las Artes Escénicas (IMAE), Juan Miguel Moreno Calderón, y el director titular de la Joven Filarmonía Leo Brouwer, Ciro Perelló han presentado esta mañana el concierto del cuarto aniversario de la Joven Filarmonía Leo Brouwer, el sábado en el Gran Teatro a las 20.00. El concierto también servirá para celebrar los 75 años de Leo Browuer, que da nombre a la formación.

El concierto constará de dos partes, la primera se abrirá con la Obertura de Guillermo Tell, de Giacomo Rossini y el Concierto fantasía para dos timbaleros y Orquesta. La segunda parte será muy cinematográfica. Los músicos interpretarán la Suite Sinfónica de La Guerra de las Galaxias con la que Leo Brouwer versionó el clásico contemporáneo que John Williams escribió para la película del mismo título.

Moreno Calderón ha elogiado la labor de esta formación musical compuesta por jóvenes estudiantes a partir de ocho años, nuevos intérpretes e incluso profesores de los conservatorios de la ciudad. Todos ellos ensayan los fines de semana dar forma a un repertorio mucho más exigente de lo que suelen tocar este tipo de orquestas. “Es un trabajo ingente el que hace esta joven orquesta. Con un sistema de trabajo que supone un aporte cultural y educativo enorme e impagable”, ha señalado Moreno Calderón.

Ciro Perelló elogió sobre todo a los intérpretes por su vocación. “No todos los alumnos de conservatorio la tienen, pero estos chicos, que vienen incluso de fines de semana, tienen verdadera vocación”, dijo. Perelló está ultimando la creación de una escuela de música en el Centro Cultural Osio, en el barrio de Cañero, donde ensallan todos los fines de semana. “Mi idea es convertirlo en una especie de sociedad musical donde los chavales puedan aprender sin la presión de tener que comprar un instrumento necesariamente, como en los conservatorios. Así fue como yo me inicié”, resumió. El primer año la escuela estará destinada a alumnos de 5, 6 y 7 años.

Etiquetas
stats