Un premio Cervantes en la Casa Góngora

Antonio Gamoneda, en el patio de la Casa Góngora | ÁLVARO CARMONA
Antonio Gamoneda clausura las actividades de la Cátedral con un homenaje a Manuel Álvarez Ortega, un poeta cordobés con el que mantuvo amistad y admiración

Antonio Gamoneda, premio Cervantes de Literatura y coetáneo de Manuel Álvarez Ortega y admirador de su poesía por conseguir "alcanzar tensiones de la expresión", ha clausurado en la Casa Góngora una serie de actividades en torno a este gran poeta cordobés que, sin embargo, es "un gran poeta olvidado hasta por sí mismo". La amistad y admiración de Gamoneda por Álvarez Ortega se fraguó en la década de los setenta, cuando el poeta asturleonés dirigía la colección Provincia y publicó al poeta cordobés Carpe diem y Fiel infiel.

La atracción de Gamoneda por la obra de Álvarez Ortega se mantiene viva hasta hoy día. Ambos compartían, ese punto de vista sobre la poesía con memoria de la pobreza y el hambre. Y ambos compartían también el protagonismo del tema de la muerte en su obra, tal y como se aprecia en las reseñas del Instituto Cervantes sobre su poética. Si en la obra de Álvarez Ortega "la muerte se enseñorea de su poesía como una presencia pertinaz", la poesía de Antonio Gamoneda es "toda ella una consideración sobre la muerte".

Con motivo de su visita, Gamoneda fue entrevistado en Radio Córdoba, donde habló de sus espacios comunes con Álvarez Ortega y de que se considera esencialmente provinciano.

Juan Pastor, director de la Fundación Manuel Álvarez Ortega, y Joaquín Roses, director de la Cátedra Góngora, fueron los encargados de presentar a Antonio Gamoneda que, a sus 85 años, atesora los galardones más importantes de las letras hispánicas, como el Premio Cervantes (2006), el Premio Nacional de Poesía (1988) y el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana (2006). Es uno de los poetas fundamentales de la literatura contemporánea española y su poética, que pronto se alejó de la obra realista de sus coetáneos de los años cincuenta, se caracteriza por su rigor y simbolismo.

Las actividades en la Casa Góngora se iniciaron en marzo con la conferencia inaugural de César Antonio Molina a la que siguieron lecturas y debates que han reunido voces poéticas y literarias como Pablo Acevedo, Rafael Banegas, David Vegue, Juan Peregrina, Carlos Clementson, Fanny Rubio, Jaime Siles y Germán Labrador.

Etiquetas
stats