Flora

Maquetas botánicas del siglo XIX en diálogo con piezas del Museo Arqueológico

Una de las maquetas en el Museo Arqueológico con motivo de Flora.

Con motivo de la nueva edición del Festival Internacional Flora, el Museo Arqueológico de Córdoba inaugura una nueva exposición temporal titulada Arqueología y Botánica: un diálogo en el tiempo, que podrá visitarse en las instalaciones de Jerónimo Páez desde hoy martes, 18 de octubre, hasta el próximo 7 de noviembre.

La muestra pretende “vincular historia y naturaleza, una unión indisoluble que se manifiesta desde hace milenios en todo tipo de representaciones simbólicas” ha señalado el delegado territorial de Turismo, Cultura y Deporte de la Junta de Andalucía, Eduardo Lucena, quien ha añadido que “la importancia de este festival en sus cinco ediciones es manifiesta para Córdoba, tanto por la atracción de turismo de calidad como por ser una muestra única en el mundo, en la que siempre participan reputados artistas contemporáneos con creaciones vegetales espectaculares”.

Lucena, ha estado acompañado por la directora del Museo Arqueológico, María Dolores Baena, quien ha resaltado que “a lo largo de los siglos, árboles, flores, arbustos o frutos, con rasgos naturalistas o estilizados, han sido empleados como elementos decorativos en innumerables objetos”.

El Museo Arqueológico de Córdoba “cuenta con numerosas representaciones de este tipo y de todas las épocas. Esas ‘flores de piedra’ muestran un universo histórico y artístico de cada una de esas culturas que han dejado su huella en nuestra tierra”, ha apuntado Baena. Cada año, el espacio museístico ha participado con actividades complementarias, como la exposición Flores de piedra o Dibujando el otoño en el aire, así como numerosos talleres y visitas guiadas que relacionan las formas de la naturaleza con las representadas en las piezas de la exposición.

En esta ocación, la exposición temporal Arqueología y botánica: un diálogo en el tiempo, tratará de destacar la relación arte y naturaleza a través de la presentación de seis piezas excepcionales, distribuidas en las dos plantas de la exposición permanente, que entrarán en diálogo con las obras arqueológicas.

La directora del museo ha recalcado que “se trata de modelos anatómicos de plantas, realizados con pasta de papel, alambre y escayola y que fueron construidos por la casa berlinesa Brendel en 1882. Son maquetas ‘clásticas’ que pueden ser desmontadas para mostrar las parte de la anatomía de la flor o el fruto y que pertenecen a la colección de Patrimonio Histórico de la Universidad Complutense de Madrid”, que conserva más de 180 ejemplares de este tipo. Estas piezas se llevan empleando para la enseñanza práctica de la botánica desde comienzos del siglo XX y es la primera vez que se muestran fuera de Madrid.

De esta forma, la haya (Fagus sylvatica) se ubica junto al Capitel de los Músicos del siglo X, por el paralelismo que muestra con la compleja decoración vegetal de tallos utilizada en la pieza. Por su parte, el junco florido (Butomus umbellatus) muestra la similitud con la roseta representada en el centro del ábaco del capitel visigodo de los Evangelistas, del siglo VI. La tercera pieza es la espuela de caballero (Linaria vulgaris), que se sitúa junto al bacín almohade de cerámica con la técnica a cuerda seca, de finales siglo XII. Ambos se relacionan por la esquematización y estilización de sus formas vegetales decorativas. El arándano rojo (Vaccinium vitis-idea) nos lleva al elemento central bulboso del que nacen otras formas vegetales que tiene en todas sus caras el capitel corintio romano del siglo I. La capuchina (Trapaeolus majus), junto al nicho de venera del siglo IX, se interpreta en esa vegetación lateral de tradición visigoda con la que cuenta la pieza. Y, finalmente, la reseda (Reseda odorata), que dialoga con la decoración enredada y abigarrada del brocal mudéjar vidriado en verde del siglo XIV. En total, seis maquetas botánicas de elementos florales que conversan con seis piezas arqueológicas muy diferentes en su concepción, material, significado y datación.

La exposición se complementa con una conferencia dentro del ciclo ‘Los Miércoles en el Museo’, que tendrá lugar el miércoles 19 de octubre, a las 19,00 horas, a cargo de Luis Castelo, director de Departamento de Dibujo de la Universidad Complutense de Madrid, que tratará sobre esta colección de maquetas.

La Consejería de Turismo, Cultura y Deporte de la Junta de Andalucía, además de patrocinar el Festival Flora a través de la instalación en el Patio II del Museo Arqueológico, colabora con esta muestra temporal que evidencia una vez más, aunque de forma diferente, la riqueza de la colección del espacio cordobés.

Etiquetas
stats