¿Adiós al folk? David Donnier empapa sus nuevas canciones de sintetizadores

David Donnier | VALENTÍN GÁMIZ

El artista de origen francés afincado en Córdoba David Donnier acaba de estrenar su nueva canción, Another Chance, adelanto de su próximo EP Cocktails & Dreams, en el que se aleja de los sonidos folk y acústicos de sus dos trabajos anteriores en solitario y baña su voz y sus guitarras de una juguetona capa de sintetizadores y arreglos electrónicos.

El artista considera que con este trabajo, que verá la luz a principios de marzo de 2021, retoma el groove de sus aventuras con banda David Donnier & His Bones, un grupo que hacía de la fusión una de sus armas, y respecto a la que trazó un punto y aparte en sus dos últimos trabajos en solitario, The Solo Show(2017) y D'Donnier, en los que daba rienda suelta a su faceta más personal e intimista y dejaba atrás los arrebatos eléctricos para dejarse mecer por la sencillez acústica.

Y ahora, sin perder de vista la honestidad de su propuesta, Donnier vuelve a enchufarse a la corriente. Aunque, lejos de sus aventuras eléctricas, lo que más sorprende en este adelanto es su querencia por los sonidos sintéticos y los arreglos electrónicos, en una onda de krautfolk bastante fresca y juguetona.

La canción, que cuenta con videoclip de toque retro y que ya está en las plataformas digitales, se ha estrenado en el programa Hoy Empieza Todo de Radio 3 y en la web de la revista musical Mondosonoro.

Por su parte, Cocktails & Dreams, el nuevo EP de D'Donnier, ha sido grabado y masterizado por Manuel Varo en el Estudio Delicias de Madrid, hogar de Delia Records. El francés no solo ha producido y mezclado su propio disco en Los Chopos 7 (Córdoba), sino que también ha tocado todos los instrumentos y todas las voces son suyas, a excepción de los encantadores coros de Lovely Alex.

En los otro cuatro cortes de este trabajo, su autor coquetea con registros y fórmulas. Danser, Kids, Lonely Loon y Tiny Shoes, que así se llaman dichas canciones, basculan entre el pop confesional y el cabaret disco con cachivaches, “como si a Jonathan Richman le diera por hacer un directo en el escaparate de un Imaginarium”. La imagen del disco es de Borja Cámara (Córdoba, 1992), y su trabajo se ha materializado en unas postales coloridas e impregnadas de simbología y mensaje que podrán adquirirse junto a la descarga digital del álbum.

El artista francocordobés presenta este sábado a las 13:30 Another Chance con un pequeño concierto íntimo en la cafetería Omundo de Alicia (Plaza de la Trinidad, 4).

Etiquetas
stats