Vox apoya las ordenanzas del PP y Cs en el Ayuntamiento el día de la ruptura de Casado y Abascal

La portavoz de Vox, Paula Badanelli, y el teniente de alcalde de Hacienda, Salvador Fuentes | ÁLEX GALLEGOS

Mientras en el Congreso de los Diputados, en la mañana de este jueves, el presidente del PP, Pablo Casado, escenificada su ruptura con Vox y decía no a Santiago Abascal en la presentación de una moción de censura para acceder a la presidencia del Gobierno, en el Ayuntamiento de Córdoba, a la misma hora, el voto de Vox ha servido para que el gobierno municipal de PP y Ciudadanos -en minoría- saque adelante las ordenanzas municipales para 2021.

La ruptura de Casado con Abascal, seguida en las redes sociales por el PP a nivel estatal y en las distintas comunidades autonómicas con mensajes en contra de Vox, no tenía eco a esas mismas horas en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Córdoba. El Pleno ha aprobado así inicialmente este jueves, en una sesión extraordinaria, el documento de ordenanzas fiscales para el año 2021, gracias al apoyo del grupo de Vox a los socios del gobierno municipal, PP y Ciudadanos.

El acuerdo entre los tres grupos políticos se había fraguado en una negociación llevada a cabo en días pasados y sellada en la tarde del miércoles, cuando el gobierno local se aseguró el voto de Vox a su proyecto de ordenanzas fiscales con la bajada de siete tasas e impuestos que reclamaba esta formación, pese a que en un principio se había anunciado la congelación fiscal dada la necesidad de ingresos del Ayuntamiento para atender la situación de pandemia y crisis actual.

Así, el proyecto de ordenanzas fiscales para 2021 aprobado en el Pleno prevé una bajada del -20% de las tasas de veladores, para los feriantes y los mercadillos, además de una reducción del -5% del IBI rústico, una bajada del -2,5% de la plusvalía de terrenos urbanos, un -2% del impuesto de vehículos y un -0,5% del impuesto de construcciones y obras (ICIO).

“Hay margen de maniobra para bajar impuestos”

El teniente de alcalde de Hacienda, Salvador Fuentes, ha presentado las ordenanzas fiscales para el próximo año en el contexto actual de la pandemia del Covid-19 y la crisis social y económica asociada. Sin embargo, ha defendido que “hay margen de maniobra” en las cuentas municipales para bajar las tasas acordadas, en especial a “los sectores que más están sufriendo la crisis”, en referencia a la venta ambulante, veladores y feriantes.

Y en referencia a la bajada de impuestos, ha argumentado que el IBI de rústica está actualmente “muy por encima de la media española”, el ICIO afecta a “empresas que crean empleo y trabajo”, mientras el impuesto de vehículos “se homogeneiza con otras ciudades”.

Su socio de gobierno, Ciudadanos, ha apostado por rebajar las tasas e impuestos a “quienes peor lo están pasando ” en la actual crisis, y se ha referido a poder ayudar con esta bajada fiscal a autónomos, pymes y empresas que crean empleo y riqueza en la ciudad. Albás ha contextualizado la aprobación de las ordenanzas fiscales en la actual pandemia y la crisis asociada, y ha defendido que, con el margen de maniobra que esta ha deparado, el documento fiscal del gobierno municipal es el adecuado.

“Infinita generosidad de Vox”

Por parte de Vox, su portavoz Paula Badanelli ha calificado como de “infinita generosidad” el apoyo de Vox al documento fiscal de PP y Ciudadanos. “Votamos sí porque estas ordenanzas mejoran a las anteriores con una bajada de varios impuestos”, en especial con reducción de tasas a “sectores especialmente golpeados por la crisis. Vox está al lado del PP cuando debe, sin complejos, en beneficio de la ciudad”, ha asegurado.

PSOE, IU y Podemos, en contra de la merma de ingresos para afrontar la crisis

Desde la bancada de la izquierda, la portavoz del PSOE, Isabel Ambrosio, ha criticado que el documento de ordenanzas fiscales para 2021 sea “un copia y pega del año pasado. La pandemia lo ha cambiado todo, menos las ordenanzas fiscales de este gobierno municipal”. Y ha criticado que, pese al ofrecimiento de los socialistas a abstenerse en esta votación si no se aceptaban las propuestas de rebajas de impuesto de Vox, PP y Cs no lo hayan aceptado. “No tienen altura de miras para recapacitar sobre el momento que le toca vivir a Córdoba” en la actual crisis, para “evitar una reducción de los ingresos del ayuntamiento, para no bajar la capacidad de respuesta para ayudar a quienes peor lo están pasando”.

Por parte de IU, la concejala Alba Doblas ha expresado el rechazo de su grupo al documento fiscal del gobierno municipal y Vox por las “enmiendas que pretenden seguir dejando sin ingresos a esta ciudad”. A juicio, de IU, este documento fiscal tiene “una falta total de previsión. Se pone una venda en los ojos para mantener una promesa electoral -la bajada de impuestos- que solo afecta a una minoría de la ciudadanía”. “Izquierda Unida seguirá luchando por que el presupuesto municipal atienda las necesidades de toda la ciudadanía. Nos preocupa la justicia fiscal y el sostenimiento de los servicios públicos, con un criterio de progresividad en el pago de los tributos”, ha dicho.

Y desde el grupo municipal de Podemos, la portavoz, Cristina Pedrajas, ha señalado que el modelo fiscal de PP, Cs y Vox “no es el nuestro. Todos los ejemplos de bajada de impuestos benefician a quienes más tienen”. En ese sentido, ha señalado que, con la reducción de tasas “se está ensanchando el sumidero de las arcas municipales”, que tendrán “menos ingresos”. “¿Dónde está la progresividad fiscal? ¿Puede asegurar que estas rebajas benefician por igual a todos los cordobeses? No, solo a las familias con mayor poder adquisitivo”, ha concluido.

https://cordopolis.es/2020/10/21/el-gobierno-municipal-y-vox-sellan-el-acuerdo-de-bajada-de-tasas-para-aprobar-este-jueves-las-ordenanzas-fiscales-de-2021/

Etiquetas
stats