Una veintena de intoxicados por alcohol tras un macrobotellón en el casco histórico

Una ambulancia entrando a prestar un servicio en el Realejo | ÁLEX GALLEGOS

ACTUALIZADO A LAS 13:40

Al calor del Carnaval en la calle, Córdoba registró en la noche del sábado y ya la madrugada del domingo un macrobotellón que acabó con una veintena de jóvenes y adolescentes intoxicados por alcohol. Según han confirmado fuentes de los servicios de emergencias del 112 Andalucía y ha podido comprobar este periódico, los servicios sanitarios apenas si daban abasto en la noche de este sábado para atender las llamadas que le iban entrando sobre jóvenes en estado de embriaguez e incluso con comas etílicos.

El macrobotellón se concentró en la plaza de San Juan de Letrán, en la plaza del poeta Juan Bernier, en la calle María Auxiliadora, el Realejo y calles de los alrededores. Muchos jóvenes habían acudido a la zona al calor del Carnaval en la calle que históricamente se desarrolla en el barrio de San Agustín. La mayoría, incluso, disfrutó con las chirigotas y comparsas que cantaban en la calle.

Los incidentes más graves estuvieron a punto de producirse en la plaza de San Andrés, donde varios individuos muy violentos iniciaron una pelea. Sin embargo, la rápida actuación de la Policía Local y la mediación de muchos de los presentes evitó que la cosa fuera a mayores y que se produjeran heridos de consideración.

Mientras tanto, las ambulancias del 061 iban y venían atendiendo a jóvenes en grave estado de embriaguez. Los primeros afectados comenzaron a requerir asistencia sanitaria sobre las 21:00. Algunos incluso tuvieron que ser trasladados al hospital Reina Sofía.

La mayoría de los afectados eran varones, algunos menores de edad. También hubo chicas, aunque menos, según relatan las fuentes. Agentes de la Policía Local también acudieron al lugar, donde levantaron varias actas de infracción por consumir alcohol en la calle sin permiso. En el caso de los menores, las multas tienen que ser asumidas por sus padres.

El teniente de alcalde de Presidencia y Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Córdoba, Emilio Aumente, ha informado este domingo de que la última noche del Carnaval en la calle la Policía Local ha actuado frente al botellón, contra el consumo de alcohol por menores y en seguridad preventiva, a raíz de la gran cantidad personas jóvenes reunida en distintos puntos de la zona del barrio de San Agustín y la Plaza de San Juan Letrán y que confluyó en una gran concentración en la Plaza de Juan Bernier.

Aumente ha detallado que “a la altura de la Plaza de Juan Bernier se concentró una gran cantidad de personas más jóvenes que hicieron botellón y que, como consecuencia de ello, hubo que cortar el tráfico en la calle Santa María de Gracia hasta que, poco a poco, fue diluyéndose y retirándose, para que, a continuación, entrara Sadeco y limpiara toda la zona”.

“No ha habido situaciones graves en cuanto a incidencias sanitarias; no obstante, sí hubo unas actuaciones por parte del 112, unas 20 por intoxicaciones etílicas, pero no hubo ningún coma etílico, si bien es cierto que eran personas muy jóvenes y que el uso y el abuso del alcohol lógicamente conlleva esto”, ha agregado Aumente.

Emilio Aumente ha reiterado también un mensaje de responsabilidad a las familias, ya que “los padres y madres tienen que tener también en muy en cuenta que personas tan jóvenes no pueden estar en la vía pública bebiendo de esa forma alcohol”.

Por último, el teniente de alcalde de Seguridad Ciudadana ha indicado que “no hubo problemas de altercados, solamente de una pelea breve, pero la Policía Local actúo y no hubo nada más que lamentar. También e impusieron denuncias como consecuencia del botellón que serán tramitadas por el departamento correspondiente”.

Etiquetas
stats