UGT critica que aún no se ha cubierto una vacante en un comedor escolar de Palma

CEIP Antonio Carmona Sosa de Palma del Río.

El sindicato UGT-Córdoba ha criticado este martes que, “un mes después” de que se aprobase por la Delegación de Educación de la Junta de Andalucía en Córdoba la cobertura de una vacante por jubilación para una plaza de personal asistente de restauración en el comedor del colegio de Educación Infantil y Primaria (CEIP) Antonio Carmona Sosa de Palma del Río (Córdoba), todavía no ha sido cubierta.

A este respecto, y en un comunicado, UGT ha informado que el pasado 15 de enero representantes del sindicato visitaron a las trabajadoras de la cocina del citado colegio palmeño, “que se ocupan de un comedor para 200 comensales”, en el que “el año 2017 había cuatro personas trabajando, dos cocineros y dos ayudantes de cocina, lo cual es lo idóneo, porque la ratio utilizada por la Consejería es de un empleado de cocina por cada 50 comensales, pero desde el 20 de noviembre de 2018 solo quedan dos trabajadoras en la cocina, que es la única de gestión directa en Palma”.

Ello implica, según ha señalado el sindicato, que se está “cargando sobre los hombros de dos trabajadoras el desarrollo de las funciones de cuatro”, razón por la que, “ante la falta de agilidad de la Junta de Andalucía a la hora de sustituir” a la empleada jubilada, la Sección Sindical de Educación de UGT para el personal laboral “denunció la situación ante la Delegación Territorial de Educación en Córdoba” el pasado 18 de enero.

Dos días después, el pasado 21 de enero y durante “una reunión con el Jefe de Servicio de la Administración Pública en Córdoba”, se confirmó al sindicato “que la plaza vacante por jubilación que se había producido ya estaba lista para ser cubierta, e incluso se había llamado a la persona que iba a realizar la sustitución”.

Por ello ha causado “indignación” en el sindicato al “comprobar que, un mes después del compromiso de la Administración, la plaza sigue sin cubrirse”, lo cual resulta “deplorable, deleznable e injustificable”, según ha concluido UGT.

Etiquetas
stats