Secretarios del Ayuntamiento se enfrentan por la Gerencia

Expedientes de Urbanismo antes de un Pleno del Ayuntamiento | MADERO CUBERO
Cruce de informes entre el secretario titular del Pleno y el de la Junta de Gobierno Local por actuaciones en el consejo rector de Urbanismo

Un cruce de informes y acusaciones entre funcionarios del cuerpo de Secretarios habilitados por el Estado en el Ayuntamiento de Córdoba ha vuelto a poner de manifiesto el enfrentamiento entre algunos trabajadores, que ya se inició este verano en el Consorcio de Turismo de Córdoba. Esta vez, el 'campo de batalla' ha sido la Gerencia Municipal de Urbanismo, y los protagonistas el Secretario General y del Pleno del Ayuntamiento, Valeriano Lavela, y el secretario de la Junta de Gobierno Local, José Manuel Begines.

El problema está en una supuesta duplicidad de funciones en la Secretaría de la Gerencia Municipal de Urbanismo. Allí, el secretario delegado es Ignacio Ruiz Soldado, pero Begines actúa como secretario de la Gerencia. Ello ha llevado a Valeriano Lavela, según un informe del propio Begines al que ha tenido acceso este periódico, a insinuar que esta duplicidad de funciones podría desembocar en hechos “potencialmente constitutivos de prevaricación y falsedad en documento público”.

En este sentido, se estaría planteando la posibilidad de que “se están aprobando puntos del orden del día procedentes de la Gerencia Municipal de Urbanismo, con la firma en el dictamen del Secretario delegado que no coincide con la persona que asiste a los Consejos Rectores como tal”. Esto es lo que habría provocado la reacción de Valeriano Lavela.

Así, según la versión de José Manuel Begines, en la mañana del 14 de noviembre Valeriano Lavela habría hablado con varios funcionarios y cargos públicos alertándoles de la posibilidad de que con esta duplicidad de informes se pudieran estar cometiendo delitos. “Estos hechos fueron conocidos por este titular del Órgano al final de esa mañana, no a través del señor secretario del Pleno, como se supone que sería lo correcto, sino por las citadas personas, que le transmitieron la preocupación por las afirmaciones citadas y la gravedad del contenido de las mismas”, afirma en su escrito Begines.

Así, el lunes siguiente, Begines, que tiene un despacho puerta con puerta con el de Varela, fue a hablar con él. Allí le mostró “su preocupación por los acontecimientos del anterior viernes y haciéndole ver lo fuera de lugar que estaban esas manifestaciones, tanto en el fondo”. “El Secretario del Pleno, tras disculparse varias veces”, prosigue Begines en su informe, “por haber tenido un mal día, por razones personales, que no atañen a este informe y que le fueron explicadas a este titular del Órgano, se comprometió a que la relación, en adelante, sería más fluida y cualquier duda entre ambos se dilucidaría con mayor comunicación y, desde luego, cuidando más las formas”.

Sin embargo, no ocurrió así. “Este Titular tiene constancia por el señor presidente del Pleno y de la Gerencia (Luis Martín) que los hechos se han vuelto a reproducir en mi ausencia, a finales de la semana pasada, y así ha sido puesto en mi conocimiento el pasado viernes 21 de noviembre por la tarde, vía telefónica”. Por eso, Begines ha redactado un informe jurídico para explicar que no hay delito alguno en la supuesta duplicidad de secretarios en Urbanismo.

De hecho, en su informe concluye: “Permítanme un símil perfectamente entendible, por si alguna duda todavía pudiera quedar y lo absurdo de lo acontecido, es como si en una empresa, asociación o fundación, además de su secretario, legal o estatutariamente designado, ayudara o colaborara también un notario en el ejercicio de su cargo y discutiéramos que ello perjudica la fe pública de las actuaciones realizadas en esa organización”.

Etiquetas
stats