La Junta acomete cuatro obras de emergencia en carreteras de Baena, Iznájar y Obejo

Obras en una carretera.

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía ha iniciado cuatro obras de emergencia para reparar carreteras en la provincia de Córdoba, concretamente en las localidades de Baena, Iznájar y Obejo.

Según ha indicado la Administración autonómica, el Consejo de Gobierno ha autorizado el gasto de estas actuaciones, que se iniciaron entre los meses de octubre y noviembre y suponen una inversión de cerca de medio millón de euros, en concreto 464.765 euros.

Estas obras forman parte del plan extraordinario por importe de más de 30 millones aprobado en agosto para mejorar el estado de la red viaria autonómica tras años de escasa inversión en materia de conservación. Además, este plan sirve de impulso para la reactivación y la generación de empleo en el sector de la construcción para hacer frente a la crisis económica y social derivada de la pandemia del Covid-19.

La Consejería de Fomento ha iniciado una obra de emergencia para reparar el puente sobre el río Cuzna, en el kilómetro 22 de la carretera A-3176, de Villaharta al Puerto del Caballón, por Obejo.

En la inspección técnica realizada se observó que el estado de la estructura era “malo” con varias patologías, pues los muros de los estribos presentaban grietas, se había producido un descalce de las zapatas sobre las que descansan las pilas y las vigas y otras partes del tablero presentaban acero en redondos que habían perdido su recubrimiento parcial o totalmente. Estos daños se habían producido por escorrentías del cauce del río Cuzna y del paso del tiempo sin medidas de conservación adecuadas.

Para su reparación, la empresa Antroju ha iniciado los trabajos por 168.001 euros y un plazo de ejecución de dos meses. Las obras consisten en recuperar la conexión entre la zapata y el terreno mediante la regularización de éste y el relleno con hormigón en masa, así como en la colocación de una escollera alrededor de los cimientos que evite problemas futuros.

Para los problemas de corrosión, se saneará la superficie afectada y se aplicará de puente de unión con base de resina y relleno con mortero. Las vigas se reforzarán con láminas de fibra de carbono, mientras que se aplicará un tratamiento generalizado en la superficie de la estructura y se repondrán los elementos sobre los pilares.

En Baena, se están ejecutando desde principios de noviembre las obras de reparación de unas deformaciones detectadas en el punto kilométrico dos de la carretera A-3126, ubicada en la Zona Este de la provincia cordobesa.

Las intensas lluvias y la proximidad del cauce de un arroyo ocasionaron la erosión de los taludes del tramo. Eso provocó varios deslizamientos, grietas y deformaciones en el firme, afectando a su capacidad portante, lo que comprometía la seguridad vial obligando a tomar decisiones como la limitación de la velocidad a 40 kilómetros por hora en este tramo.

La solución, que está aplicando la empresa Maygar por 136.700 euros, consiste en actuar en el cauce del arroyo mediante la construcción de diques de retención o trancos con escollera que favorezcan su autorrelleno para así disponer de terreno firme para la cimentación de muros de protección y refuerzo del talud de la carretera. Para restablecer las adecuadas condiciones de funcionalidad, se extenderá mezcla bituminosa en caliente en el tramo afectado.

Dos obras en Iznájar

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio ha iniciado también dos obras de emergencia en carreteras situadas en el término municipal de Iznájar.

La primera de las actuaciones se localiza en el kilómetro 31 de la carretera A- 331, de Lucena a Iznájar por Rute. Allí se ha detectado la colmatación de una obra de drenaje transversal de sección estrecha en un terraplén a media ladera. Esta situación provoca que, a la mínima precipitación, se desborde el cauce hacia la vía y ésta acumule barro y piedras.

Por este motivo, era urgente actuar en esta carretera, con una intervención presupuestada en 74.549 euros que está ejecutando la empresa Exnitransa y que se ha centrado en la sustitución de la obra de drenaje para garantizar la total evacuación de las aguas y la reposición del firme existente.

También en Iznájar, pero en la carretera A-333R3 --un ramal desde donde se accede a Iznájar desde la carretera de Alcaudete a la A-92 (A-333)--, se ha localizado un tramo de 500 metros que se tuvo que cortar al tráfico por la caída de fragmentos de rocas a la vía.

La malla de triple torsión existente ha sostenido los fragmentos de pequeño y medio tamaño, pero no así los grandes, que han ocasionado su rotura. La empresa Seanto está ejecutando unos trabajos por 85.515 euros para evitar nuevos desprendimientos mediante el saneo del talud de las zonas más deterioradas, la colocación de refuerzo con cables horizontales, una nueva red de cable anclada al terreno y bulones de acero.

Etiquetas
stats