Dos detenidos en Córdoba por poseer archivos de pornografía infantil

Las fotos y los vídeos, de extrema dureza según la Policía, han sido distribuidos por un ciudadano alemán de 62 años con residencia en Benidorm

Agentes de la Policía Nacional han detenido a 18 personas en distintas provincias españolas, dos de ellas en Córdoba y una en Sevilla y Málaga, y ha imputado a otras tres como presuntas responsables de delitos de tenencia y distribución de pornografía infantil, según ha informado el Cuerpo Nacional de Policía a través de una nota de prensa.

Así, según la nota, el operativo se ha saldado con la práctica de 21 registros en domicilios y la detención de 18 personas en Madrid (2), Santiago de Compostela (1), Sevilla (1), Córdoba (2), Ibiza (1), Burgos (1), Valladolid (1), Cartagena (1), Alicante (2), Las Palmas (1), Bilbao (1), Málaga (1), Barcelona (1), Oviedo (1) y Vigo (1), y la imputación de otras tres en Madrid, Valladolid y Gijón. Todos ellos tenían completamente descargados en sus equipos informáticos, al menos, 20 archivos de contenido pedófilo de extrema dureza.

En esta investigación se ha utilizado el software GnuWatch, desarrollado por una empresa de EEUU y la División de Investigación Criminal de Wyoming, programa que ha servido para localizar e identificar a los pedófilos mediante el rastreo de redes 'Peer to Peer' utilizadas para intercambiar, distribuir y descargar archivos con contenido pornográfico de menores.

Entre los detenidos figura un ciudadano alemán de 62 años con domicilio en Benidorm. Así, y durante el registro de su vivienda, los agentes encontraron una gran cantidad de dispositivos informáticos de almacenamiento digital con evidencias de los delitos investigados.

También se hallaron indicios que apuntaban a que había producido sus propios contenidos de pornografía infantil. Además, en su lugar de residencia tenía golosinas, muñecas, ropa de niña sin estrenar y otros objetos para regalárselos a posibles víctimas y ganarse así su confianza.

Entre el material intervenido a esta persona se hallaron fotografías y un vídeo de una menor en diferentes etapas de su vida. En relación a esta niña el arrestado manifestó que se trataba de la hija de su expareja, con la que había mantenido una relación sexual desde que tenía diez años hasta que cumplió los 17 y que por esos hechos ya había sido condenado en Alemania.

Los agentes a cargo de la investigación comprobaron que efectivamente tenía en su poder documentos que corroboran que ha sido condenado en su país por abuso sexual a menores.

Este pederasta tenía en su vivienda libros y guías de Thailandia, país receptor de turismo sexual infantil, además de información sobre este mismo país en diferentes correos electrónicos. En este sentido, se va a realizar un examen exhaustivo del material intervenido para determinar si existen otros menores abusados por el detenido en países conocidos como paraísos sexuales infantiles y su relación con otros pederastas.

Por último, la Policía Nacional destaca que este hombre disponía de programas de encriptación para dificultar el acceso a los contenidos de sus equipos informáticos y que tenía tapadas las ventanas del dormitorio principal con papel de aluminio para evitar ser visto desde el exterior cuando consumía pornografía infantil.

Otra de las detenciones más destacadas en el marco de esta operación es la de un hombre de Madrid al que le fueron intervenidos 49 discos duros y 30 estuches con CD y DVD. Esta persona transfería a estos dispositivos de almacenamiento externos e incluso a su teléfono móvil todas sus descargas procediendo a un borrado seguro en su equipo informático.

La operación ha sido desarrollada por agentes de la Unidad de Investigación Tecnológica de la Comisaría General de Policía Judicial --Brigada de Investigación Tecnológica, Grupo Tercero de Protección al Menor-- en colaboración con las plantillas donde se han practicado las detenciones.

Etiquetas
stats