Brillo, emoción y luces en la caravana que llena de ilusión a los más mayores por Navidad

Paseo de la Ilusión 2019 | ÁLEX GALLEGOS

https://youtu. be/bGIAF0uiMUQ

Es una tradición más del preludio de las fiestas de Navidad en Córdoba. Una caravana de taxistas recorren las calles del centro de la capital para llevar a los más mayores en una Paseo de la Ilusión que refleja el brillo de las luces navideñas en los ojos de quienes viven en residencias y esperan este día para volver a ser un poco los niños que fueron.

"Nos están diciendo que este año se ha superado en calidad y cantidad", explica Manuel, sentado en el asiento del copiloto de uno de los 105 taxis que este año se han sumado a esta iniciativa solidaria de los taxistas cordobeses. Preparado como él, 400 mayores de residencias de la ciudad protagonizan esta caravana de la ilusión, cantando villancicos y algunos ataviados con gorros de Papá Noel, para que no le falte nada a su Navidad.

Muchos repiten paseo este año. Para otros es su primera vez. Pero todos, junto a voluntarios y trabajadores de las residencias, llevan toda la tarde de este martes esperando ansiosos la cita. Como Juan, de 91 años, o Julio, de 89, con quien también viaja en el taxi su mujer, que le visita cada día en la residencia. Suena de fondo "Beben y beben, los peces en el río...", el taxista sube el volumen y todos a una entonan el villancico.

En otro taxi, Josefa, de 70 años, se ha apuntado por segunda vez a este recorrido navideño y alaba la iniciativa de los taxistas que, dice, esperaba "con mucha ilusión". Porque esa es la palabra que da nombre a este paseo y es, realmente, la que más repiten los abuelos que la protagonizan. "Desde que nos lo dijeron hace 15 días, estamos esperando este día con ilusión", repiten cuatro señoras que comparten otro de los vehículos.

Los taxistas han pasado a recogerlos en 16 residencias de la ciudad y desde la explanada de la Diputación Provincial, ya en caravana, llenan las calles del centro con sus vehículos para transportar a los mayores en un recorrido lleno de ilusión, de recuerdos, de sonrisas y alguna lágrima de emoción al ver las luces de Navidad.

La flota más solidaria de taxis se deja notar con sus cláxones, sus villancicos y sus luces por Ronda de los Tejares, para mirar de reojo el espectáculo de luz y sonido de Foro Romano -por donde no pueden circular por motivos de seguridad-, y seguir hacia la calle Concepción, San Nicolás y la Plaza de las Tendillas, engalanada con las luces y el mercado navideño.

Desde ahí, la bajada por Claudio Marcelo despide el recorrido por el centro para estos mayores que vuelven a sus residencias con la imagen de las luces navideñas aún en sus retinas. Y como guinda, allí les esperan las cestas especiales de Navidad que los supermercados Deza han preparado para hacerles más dulce esta época.

Etiquetas
stats