Bellido: “Los músicos callejeros no tienen responsabilidad de que la gente se agolpe a su alrededor a cantar y a bailar”

Una multitud entre Las Tendillas y Concepción el pasado sábado | ÁLEX GALLEGOS

El alcalde de Córdoba, José María Bellido (PP), ha lamentado este martes la revocación de las licencias para actividades artísticas callejeras en algunas zonas de la ciudad, de modo temporal, tras una aglomeración de personas el sábado en la Plaza de las Tendillas en una actuación musical con autorización desde enero de este año, en la que la gente se puso a bailar pese a las recomendaciones y normativa por la pandemia del coronavirus Covid-19.

En una rueda de prensa, el regidor ha manifestado que lo lamenta por los artistas callejeros, que “tendrán ayudas como el resto de sectores”, pero “no se puede poner en riesgo que se vuelvan a producir ese tipo de situaciones que a todos nos han escandalizado”, ha subrayado.

En este sentido, ha aclarado que “los músicos callejeros no tienen ninguna responsabilidad de que la gente se agolpe a su alrededor y se ponga a cantar y a bailar”, por lo que “no se buscan culpables”, ha remarcado el primer edil.

Si bien, ha admitido que “el problema es que esta época es muy complicada”, de ahí que haya apuntado a “otras decisiones que afectan a otros sectores, como que este año tampoco hay atracciones infantiles, con empresas que viven de ellas, no se ha hecho 'video mapping', que también hay empresas que prestaban ese servicio, y no hay mercadillo, en los que hay autónomos y pequeñas empresas que viven de ellos”.

Se decidió así para evitar “aglomeraciones y celebraciones que contribuyan a expandir el virus”, ha declarado Bellido, quien ha comentado que “en un primer momento se había dejado fuera de la lista a la música en la calle, porque no era previsible, que más allá de que se pasara por el lado y alguien se pudiera parar un momento, se formaran fiestas alrededor”.

Pero, ha agregado, “visto que se forman fiestas alrededor, igual que el resto de sectores y no se les está culpabilizando, no queda más remedio que eliminar esa actividad temporalmente de la calle durante esta fecha”.

Al respecto, ha insistido en que “no es culpa de los que estaban allí tocando, que estaban haciendo una actividad autorizada”, pero “si hay una minoría que ante esa situación abusa, no queda más remedio”, porque “no se puede tener a un policía en cada sitio donde haya una actividad o músico para estar controlando constantemente”, ha abundado el alcalde.

Etiquetas
stats