1.700 firmas en seis meses para arreglar el acceso a la autovía A-4

Accidente múltiple en la salida a la autovía desde el Estadio El Arcángel | MADERO CUBERO

El grupo de ciudadanos que hace casi seis meses inició una recogida de firmas a través de la plataforma change.org para urgir al Gobierno a acabar con los problemas generados por las retenciones en el acceso de la salida 403 dirección Sevilla a la Autovía del Sur (A-4), ya ha logrado recabar más de 1.600 firmas. Este punto está considerado ya, además, como un punto negro ante los constantes accidentes que se han producido a lo largo de 2016. Por él pasan cada día unos 40.000 vehículos. Estas obras requieren la aprobación previa de los Presupuestos Generales del EStado, que no se han podido tramitar por la interinidad del Gobierno durante un año.

Según los responsables de esta iniciativa de recogida de firmas, "el motivo" de los accidentes "es que después de su apertura, se ha convertido en un punto negro que antes no existía ya que dicha salida da acceso a los polígonos industriales de La Torrecilla y Amargacena, a los hospitales y al Puente de Andalucía, acceso rápido a las zonas norte y oeste de la ciudad, acumulando en las horas puntas largas colas que incluso invaden todo el carril derecho de la carretera, creando situaciones muy peligrosas para la circulación".

La demanda está dirigida a la Subdelegación del Gobierno y también al Defensor del Pueblo en Andalucía, Jesús Maeztu. "Los colectivos afectados de profesionales y usuarios deben ser escuchados ya que son los que a diario sufren las consecuencias de una mala planificación y las soluciones que pueden aportar son eficaces y fáciles, y sobre todo, rápidas. No den lugar a que ocurra una desgracia", concluyen en su petición.

El Gobierno ya ha prometido que trabajará en la construcción de una nueva salida a la autovía que impida los problemas que se generan en el acceso actual, donde ya se han producido varios accidentes. El anuncio se produjo el pasado mes de marzo y algunos conductores, tres meses después, han decidido empezar a recoger firmas para urgir al Ejecutivo a que trabaje ya en una alternativa.

Etiquetas
stats