Vuelco en España, señor obispo

Guardaba su carta del 9-12-2018 en la que usted apoyó sin complejos, ni simulaciones unos resultados electorales en Andalucía de unas formaciones que promueven la involución, el autoritarismo, la bajada de impuestos a los más ricos, la privatización y el recorte de los servicios públicos, la expulsión de los inmigrantes y refugiados, los desahucios de familias de sus casas. Y que han negado la violencia machista, la Memoria Histórica y el Cambio Climático.

En esas fechas Vd. se alegró y bendijo a partidos y personas cuya única solución a la pobreza es la beneficiencia y la caridad mal entendida, y el "sálvese quien pueda". Es verdad que el Psoe andaluz era un proyecto lastrado por la inercia cortijera, la corrupción y el personalismo, y que la izquierda ha hecho del enfrentamiento su modus vivendi, y todo ello se plasmó en una elevada abstención.

Pero esta vez hemos dado una lección de participación y democracia, con un voto mayoritario a la defensa de lo público, laico y universal, a la vivienda, trabajo y salarios dignos, apoyo a dependencia, a las personas más pobres, trabajadoras, pensionistas, discapacitadas. Por una sociedad solidaria, incluyente y equitativa, defensora de los derechos humanos, del medio ambiente, la igualdad de género. Y una reforma fiscal justa, de manera que paguen más los que más tienen y no carguen al pueblo con más "fardos pesados".

Gracias también a la acción y al voto de muchas personas de Iglesia de base que creemos en un Dios misericordioso y humanitario y defensor de las personas excluidas y débiles, no se ha producido ningún vuelco para retrasar 40 años la Historia de este país.

José Moñino Esquiva

Etiquetas
Publicado el
3 de mayo de 2019 - 14:06 h